Protagonista en LEB Oro: un cedido del Unicaja con historia que brilla en Oviedo

octubre 24, 2017

¿Lo compartes?

Romaric Belemene es uno de los mejores jugadores jóvenes de la LEB Oro y este fin de semana cuajó su mejor partido de la temporada con el Unión Financiera Oviedo, donde juega cedido por el Unicaja: 16 puntos, 5 rebotes y 20 de valoración para este alero de 20 años y 2.02 m.

El año pasado no jugó demasiado con Ibon Navarro, pero no lo hizo mal cuando jugaba minutos con el equipo de Liga Endesa de Manresa. Se ha caracterizado por sus mates, pero ahora está mucho más liberado y tiene la posibilidad de mostrar más recursos. Promedia 11.2 pts, 4 rbts y 13.8 val y es propiedad de Unicaja. El club malagueño está pendiente de sus evoluciones.

Mientras, el Oviedo marcha líder de la LEB Oro, empatado a 4 victorias con ICL Manresa, CB Prat, Melilla y Cafés Candelas Breogán.

“No puedo sentirme más contento. Sólo puedo dar las gracias a todos los que me han ayudado a estar aquí. A todos los que han hecho que esté aquí. Aún no estoy preparado, tengo que trabajar mucho, pero el coach Plaza me ha dado la oportunidad. Tengo que mejorar técnicamente muchas cosas, trabajo con cada entrenador, con Francis Tomé, y trato de dar un paso adelante”, declaraba (a la Opinión de Málaga) un sonriente y feliz Romaric Belemene el domingo 19 de octubre de 2014, tras la victoria de su Unicaja de Málaga ante la Bruixa d’Or Manresa.

Fecha para el recuerdo y que el protagonista jamás olvidará, pues a sus 17 años, 8 meses y 2 días debutó en la máxima categoría del baloncesto español después de haber ayudado al equipo de Joan Plaza en la preparación del nuevo curso. “Cuando el coach Plaza me dijo que iba a jugar… No sabía dónde me metía. Todo era negro, lo vi todo negro. Creo que si hubiese tirado no habría tocado ni aro. Era demasiado”, comenta este alero de 2.02 metros nacido en la República del Congo y que disfrutaba con la pelota naranja después de aterrizar en la Costa del Sol hacía ya cuatro años.

Dos años más tarde fue el propio rival entonces, el ICL Manresa, el que le dió la oportunidad de jugar en la Liga Endesa durante la campaña 2016-17. No cuajó en la mayor categoría del basket español y ahora, desde la LEB Oro, busca seguir progresando en busca de nuevas oportunidades… con el Unicaja pendiente.

Foto Hugo Álvarez/FEB