Guía LEB Oro 2016-17: Club Melilla Baloncesto

septiembre 1, 2016

¿Lo compartes?

Entrenador: Alejandro Alcoba.

Plantilla:

  • Bases: Pedro Rivero y Jorge Sánz.
  • Aleros: Alfredo Ott, Álvaro García, Eloy Almazán, Marcos Suka, Raúl Úbeda y Pablo Almazán.
  • Pívots: Edu Gatell, Héctor Manzano, Kevin Van Wijk y Oliver Arteaga.

Dura incertidumbre: El año pasado fue mágico. El equipo jugó de maravilla y consiguió el deseado y ansiado ascenso por el que tantos años habían peleado. Trabajaron mucho para llegar hasta ahí, lo hicieron en silencio y teniendo siempre la prioridad de conseguir atraer cada vez a más gente a ver sus partidos. Melilla quería baloncesto, trabajó para estar lo más arriba posible, lo logró… pero finalmente dicho ascenso se vio frustrado para tristeza de sus más de miles seguidores que tanto disfrutaron con el equipo del norte de África el pasado curso.

¿Y ahora qué?, se preguntan los aficionados del Melilla Club Baloncesto…

La directiva seguirá trabajando para en un futuro más cercano que lejano estar compitiendo entre los dieciocho mejores equipos del país pero mientras tanto se tendrán que conformar con seguir peleando por ser los mejores de la LEB Oro. Ese es el reto, estar entre los grandes de la división de plata del baloncesto español y seguir llevando cada vez más aficionados a ver sus partidos.

Equipo para estar arriba: Plantilla corta (de 10 jugadores) pero con mucha calidad, la suficiente como para ocupar los puestos punteros de la clasificación una temporada más. Respecto a la temporada pasada han sido cuatro los nuevos jugadores que se han incorporado a la disciplina melillense y otros cinco los que la han abandonado. Seguirán defendiendo la elástica azul los hermanos Almazán, Jorge Sanz, Marcos Suka-Umu, Héctor Manzano y Edu Gatell.

Han fichado bien, podríamos incluso confirmar sin ningún tipo de dudas de que Alejandro Alcoba tendrá la próxima temporada a su disposición a los jugadores que quería. En lugar de Josep Franch ha llegado el experimentado Pedro Rivero para conducir la batuta melillense, desde Logroño ha llegado el talentoso Alfredo Ott y la zona se renueva un poco con la incorporación del ex OCB Kevin van Wijk y Óliver Arteaga, que la temporada pasada fue –estadísticamente hablando- el jugador más dominante de la competición.

La figura: Los que llegan sumarán mucho y de los que quedan todos pueden presumir de una combinación de talento y desparpajo suficiente como para echarse el equipo a sus espaldas y guiar al equipo en determinantes situaciones de partido, pero si hay que elegir a uno el hombre será Pablo Almazán. Varios son ya los años que lleva estando entre los mejores aleros de la competición, pide a gritos una nueva oportunidad en la Liga Endesa pero mientras tanto disfrutan de él y su innato talento los aficionados melillenses.

El año pasado no paró de dar alegrías al club, tiró de galones en más de una ocasión y se echó el equipo a sus espaldas en los partidos más difíciles. Pablo es de ese estilo de jugadores que tanto gusta a los aficionados, de los que necesitan la adversidad para sacar su mejor versión y esto supone tranquilidad para sus compañeros. Saben que en los momentos más difíciles siempre aparecerá él, para desde su notable manejo de balón e instinto anotador liderar el perímetro melillense.

Al habla: Juan Carlos Parra, periodista. Siguiendo la actualidad del conjunto melillense desde ‘Televisión Melilla’.

Tras el frustrado ascenso de la pasada campaña, los ánimos decayeron entre la afición azulina, pero el Club Melilla Baloncesto ha vuelto a hacer una plantilla ilusionante. Cierto es que hay bajas de renombre, como las de Hernández-Sonseca, Franch, Zengotitabengoa, Edwards y Pelayo, pero Alejandro Alcoba cuenta con un buen equipo. Rivero, Ott, Van Wijk y Arteaga han sido las incorporaciones del Decano de la LEB Oro para este curso y el objetivo es luchar por todo. Los melillenses saben que no será fácil, puesto que parece que el nivel de la liga ha subido esta campaña y habrá más equipos peleando por la zona alta, pero la ilusión está intacta y sólo hay que ver el título de la campaña de abonados, “La Reválida”.