¿Quién debe ganar el MVP de la Liga Endesa? La opinión de David Carnicero

abril 19, 2017

¿Lo compartes?

 

Trío de superestrellas con sobrados méritos para reclamar el MVP de la temporada en la Liga Endesa: Edwin Jackson, Gio Shermadini  y Sergio Llull. Francés, georgiano y menorquín son los 3 máximos anotadores, están entre los 4 jugadores más valorados y están haciendo historia en la ACB. Pero sobre todo, son los principales responsables de que sus equipos estén cumpliendo sus mejores expectativas.

Habrá quién eche en falta en esta lista a Ante Tomic, así que voy a empezar por justificar su ausencia. A pesar de ser el tercer jugador más valorado de la competición, no ha aparecido en lo momentos importantes, no sido capaz de enderezar la errática temporada del FC Barcelona, ni ha tirado del carro, ni ha dado ese paso al frente que se esperaba de un jugador de su talento cuando las lesiones empezaron a limitar la rotación azulgrana.

Una vez explicada esta ausencia, vamos con el Big Three de la temporada:

Edwin Jackson se ha convertido en uno de los mejores anotadores de la historia de la ACB. Sus más de 22 puntos por partido son la mejor marca desde los tiempos de Charlie Bell hace ya una década. Es el jugador más utilizado en nuestra liga y el único que supera los 30 minutos por partido. Pero sobre todo ha conseguido que Movistar Estudiantes lleve gran parte de la temporada sin preocuparse del descenso, llegando a ilusionarse con los playoffs en la recta final de la temporada.

Gio Shermadini ha sido el mayor dominador de las pinturas en la Liga Endesa. Sin él, Andorra sería un equipo completamente distinto. Domina en defensa y en ataque. Cuando sus compañeros le encuentran es imparable. Gracias a él, en El Principado huele a playoffs, huele a Eau di Gio, Eau di Shermadini.

Pero como en Euroliga, el jugador más determinante de la Liga Endesa es Sergio Llull. No es el que más valoración acumula, pero El Increíble ha dominado la competición con su despliegue físico, visión de juego, energía, talento, acierto y mandarinas. Muchas mandarinas. El mejor jugador del mejor equipo está haciendo su mejor temporada. Sergio Llull es mi MVP.