Liga Femenina: jóvenes, españolas y ante una nueva etapa: ¿Quiénes son y por qué pueden sorprender esta temporada?

Julio 20, 2017

¿Lo compartes?

Liga Femenina, jóvenes jugadoras, españolas y que afrontan una nueva etapa. Estos son los criterios en los que vamos a trabajar en este artículo. Repasaremos los nombres propios de algunas de las jugadoras que debutarán en la liga o que cambian de aires. Estos son los nombres que hemos elegido. Tú también puedes contarnos los tuyos.

CD Zamarat: Tres jóvenes jugadoras con ganas de disputar minutos en un mismo equipo. Sin duda, el equipo zamorano será uno de los atractivos de la liga. ¿Quiénes son?

Marina Lizarazu:

La base española ya debutó en LF con Rivas Ecópolis antes de partir hacia EEUU donde ha desempeñado su carrera como judora. Primero en Texas Tech University y más tarde en Iona College donde realizó 3 años a un gran nivel, siendo MVP en uno de los torneos en los que terminó proclamándose campeona de conferencia con su equipo. Este año ha promediado 14 puntos, 3 rebotes y 4 asistencias en 35 minutos en pista. Será la ‘playmaker’ del equipo en su primer año como profesional.

Ainhoa López:

Tras un año complicado en Uni Girona la jugadora formada en el Snatt´s Femení Sant Adrià ha encontrado en la Sub-20 la sonrisa en una temporada donde no ha disputado muchos minutos con el subcampeón de liga. Llega tras ganar el oro con la selección en Matosinhos. Una jugadora versátil que se puede adaptar a cualquier posición de la pista. Con minutos, puede ser una de las sensaciones de la temporada como ya lo fue en el año del ascenso con Sant Adrià en LF2.

Celia García-Paunero:

Hemos hablado bastante de ella este año. Una de las sensaciones españoles en la NCAA. Ha disputado su año senior en Incarnate Word University, el primero en esta universidad y el último como jugadora universitaria. 17,2 puntos, 11,8 rebotes y 1,8 asistencias por encuentro han sido sus numeros. Ha firmado varios dobles-dobles, uno de ellos en los que sumó 18 puntos y 19 rebotes y uno ante Southeastern Louisiana, en el que hizo historia. Terminó con 24 puntos, 24 rebotes, 4 asistencias, 4 robos y 5 tapones. En ese partido batió el récord de rebotes. Anteriormente estaba en 22, realizado por Stephanie Wiatrek en 1991. Con ese cartel llega la hija de Paco García, entrenador del CBC Valladolid. Una alero polivalente que junto a Lizarazu y López forman uno de los grupos de jugadoras más interesantes de ver de la competición.

María Conde, Uni Girona

La alero de 1.87 y 20 años, ganadora del Oro con la absoluta y la Sub-20, debutará en la Liga Femenina con el Spar Citylift Girona después de su paso por la universidad de Florida State. Regresa a España tras promediar 3.3 puntos y 1.9 rebotes en 15.6 minutos por partido en un equipo que firmó un excelente balance de 29 victorias y tan sólo 7 derrotas, llegando hasta el Elite 8. Sin duda, una de las grandes perlas de España y de esta generación.

Paula Ginzo, Movistar Estudiantes

El regreso del equipo del Ramiro a la máxima competición de la Liga Femenina nos ha traído de vuelta a la Liga Femenina a una promesa. Tras su año en Rivas la jugadora formada en el Segle XXI viene de promediar 12.7 puntos y 10 rebotes en 33 minutos por encuentro. Una habitual en la selecciones que estará con la U19 este verano. La pívot tendrá la gran oportunidad en el Estudiantes de demostrar cómo puede crecer  en un equipo que le pondrá todas las facilidades.

Yurena Díaz, Cadi La Seu

A sus 24 años Yurena Díaz vuelve y ahora para poder jugar. Esa base/escolta que debutó con 16 años en LF con Gran Canaria regresa ahora. Francia, Polonia… el año pasado Campus Promete volvió a verla en la liga pero una lesión la apartó. Firma dos años y será seguro uno de los nombres a tener en cuenta.

Ariadna Pujol, Cadi La Seu

La joven catalana de 22 años y 1,85 refuerza el juego exterior el equipo catalán. Como ocurre con Yurena, las lesiones han impedido disfrutar de una fantástica jugadora. Se formó en el Platges de Mataró y de ahí pasó a la Universidad de South Florida donde en su años senior ha promediado 12.4 puntos y 6.2 rebotes en 35 minutos por partido.