Estambul busca al nuevo rey de Europa en la categoría junior. Aquí, una guía para saber lo que viene

mayo 17, 2017

¿Lo compartes?

Todo a punto en Estambul para acoger a los ocho mejores equipos del panorama continental en categoría junior. Desde España han viajado el Real Madrid y FC Barcelona, que a postre son dos de los grandes favoritos para alzarse con el ansiado trofeo. No lo tendrán nada fácil los españoles, en fase de grupos se verán las caras ante tres potentes equipos que llegan a Turquía con la siempre peligrosa etiqueta de no tener nada que perder… y sí mucho que ganar.

¿Qué y a quién a seguir? Una pequeña guía para no perderse nada del definitivo Adidas Next Generation Tournament que arranca este próximo jueves.

EL BARÇA, A PELEAR POR MANTENER LA CORONA. ¿QUÉ OPCIONES TIENE?

No lo tendrán nada fácil los pupilos de Alfred Julbe para repetir lo que el año pasado lograron los Eric Vila, Atoumane Diagné, Aleix Font, Màxim Esteban y compañía. El FC Barcelona Lassa aterriza en la ciudad turca con la etiqueta de haber sido el último equipo en ganar este prestigioso torneo, pero siendo claros y sinceros, no son los favoritos para volver a repetir aquello. Aunque sí van a tener sus opciones.

34441885306_7a8e702159_k

Análisis del equipo:

En Bilbao han causado muy buenas sensaciones. Jugaron realmente bien al baloncesto y cerca se quedaron en semifinales de eliminar al Real Madrid de Dino Radoncic. De hecho, David Font tuvo en sus manos un lanzamiento desde la larga distancia que, de haber entrado, habría llevado al equipo azulgrana a jugar la final del Campeonato de España. Quedaron terceros y, como de costumbre en los equipos entrenador por Alfred Julbe, demostraron ser un equipo tácticamente bien trabajado, con exteriores de dotada capacidad atlética y que defensivamente se caracteriza por ser un equipo que se comunica muy bien. Guiados desde la dirección del juego por Raimón Carrasco (Velicka es más ejecutor que pasador), es un equipo que cuando se lo propone es capaz de mover muy bien la bola hasta encontrar la mejor solución de tiro.

Ahí, en no ser egoístas y mover bien el balón para encontrar sus mejores tiros, estará una de las claves de su juego. Todo esto, teniendo también presente que es de esperar que en Estambul esté Andrija Marjanovic. De estar el serbio, será una gran noticia para Julbe. El talentoso escolta-base balcánico aporta muchos puntos, es un seguro de vida desde la larga distancia y su rebeldía en la cancha vendrá bien al equipo en los momentos más delicados del partido. Él, Arnas Velicka y Sergi Martínez tendrán mucho peso en el juego exterior, entre los tres lanzarán la mayoría de los tiros y de su acierto de cara a canasta dependerá mucho el Barça. Si consiguen acercarse a la cifra de 50 puntos, el Barça tendrá mucho ganado.

Una de las principales diferencias entre el FC Barcelona Lassa Junior del año pasado está en el juego interior. Para quien escribe estas líneas, se nota demasiado la ausencia del pívot Atoumane Diagné. Este año el Barça no tiene un interior tan fuerte y de dotado cuerpo como el senegalés, perdiendo ahí capacidad para el rebote y puntos fáciles cerca de canasta. Recordemos que ‘Atou’ fue clave el año pasado en el éxito azulgrana. Nikola Zizic y Omar Dieng tendrán el bonito desafío en Estambul de intentar emular lo que hizo el ahora jugador del filial azulgrana. Luka Samanic parece la principal referencia interior azulgrana, juega de ala-pívot y es capaz de abrirse al perímetro, pero sus 2.08 metros de altura tienen que hacerse notar en la zona que defienda el Barça.

No son favoritos, pero el no serlo les puede convertir en ser sumamente peligrosos.

REAL MADRID, FAVORITO. ¿POR QUÉ?

Parece que se repitan los títulos e incluso los textos, pero cualquier cosa que sea decir que el Real Madrid no es favorito para alzarse con este trofeo es mentir al lector.

33643168064_0cd22a99f9_k

El Real Madrid tiene probablemente a la mejor plantilla en lo que a categoría junior se refiere de toda Europa y a postre, quienes forman parte de este equipo, actúan como tal. A pesar de que está la figura de Radoncic, un seguro de vida en momentos apretados y jugadores con unas condiciones poco habituales a estas edades, lo que hace peligroso a los pupilos de Javi Juárez es la unidad que existe dentro del vestuario y el comportamiento sobre la pista de cada jugador: cada uno tiene claro cuál es su rol, no hay nadie egoísta y todos tienen el mismo fin de aportar su granito de arena para conseguir contar los partidos por victorias.

Los triples de Carlos Unanue, la agresividad e intensidad defensiva de Acoydan McCarthy, el desparpajo de Sani Campara o de Melwin Pantzar, la facilidad para sumar en todas las facetas del juego de Paco Salvador, el dotado físico de su juego interior… Javi Juárez tiene de todo en su equipo. Tienen muchas variantes en ataque y en defensa, son muy serios, fuertes e intensos, bien comunicados y con exteriores intuitivos para recuperar balones. Pero ojo: en Bilbao ya demostraron que, a pesar de ser un señor equipo, no se pueden relajar porque aquí, en Estambul, están los mejores equipos de Europa y la motivación de cada uno de sus rivales por privarles de ganar el torneo siempre será grande.

Aunque bien, si las cosas van mal, siempre aparecerá Dino.

EL ÚLTIMO BAILE COMO JUNIOR DEL JUNIOR MENOS JUNIOR DE LA CATEGORÍA

GettyImages-613271252

Cuando decimos que Dino Radoncic es el junior menos junior de la categoría lo hacemos asegurando que, para quien escribe estas líneas, estamos ante el jugador más dominante de la categoría en Europa. No recibió ningún galardón en el reciente Campeonato de España que se llevó el Real Madrid, pero nadie puede dudar que él fue el gran héroe del último éxito madridista en categorías inferiores. Amo y señor del torneo, yendo de menos a más conforme iba apareciendo la dificultad y dando un clínic con su capacidad liderazgo en los momentos más delicados para su equipo.

Ya se habla de que será el siguiente canterano en dar el salto al primer equipo y no es para menos. A pesar de su juventud, parece estar sobradamente preparado para empezar a contribuir en el día a día del primer equipo madridista.

Precisamente, esa capacidad de liderazgo tan impropia en jugadores de temprana edad es lo que hace único a Radoncic, tras Doncic, el gran proyecto de la cantera del Real Madrid. Su evolución técnica y táctica en el juego no ha parado de crecer en los últimos años, consolidándose como uno de los jugadores más prometedores en su puesto en Europa y especializándose en el lanzamiento de larga distancia ‘fabricándoselo’ él mismo desde situaciones de uno contra uno. Tiene buen dominio de balón, un dotado cuerpo que sabe aprovechar e instinto para el rebote.

En definitiva, es un líder. Por sus manos pasan las opciones del junior del Real Madrid en este Adidas Next Generation Tournament y él, que se crece ante las adversidades, es consciente de que en Estambul disputará sus últimos partidos con la etiqueta de ser jugador de formación y querrá cerrar esta etapa a lo grande. Los principales focos de atención los acaparará él, en la grada habrá un buen grupo de scouts desplazados desde la otra parte del Atlántico que aprovecharán la ocasión para rellenar las hojas de sus libretas con el juego del internacional con Montenegro.

MUCHO MÁS QUE DINO: JUGADORES A SEGUIR

Grupo A:

Mucho más que Dino Radoncic, obviamente. A pesar de que el alero balcánico es el gran proyecto en este Adidas Next Generation Tournament, no hay que menospreciar a los otros buenos jugadores que estarán jugando con sus respectivos equipos este torneo y que afrontan este evento siendo consciente del escaparate que supone.

En el grupo ‘A’ estará el FC Barcelona de Alfred Julbe, campeón en Hospitalet, que se medirá al CSKA de Moscú (tercer clasificado en el ANGT de Kaunas), CFBB París (sub-campeón en el ANGT de Kaunas) y Estrella Roja (campeón en el ANGT de Belgrado). En el grupo ‘B’, por su parte, el Real Madrid (campeón en Coín), se verá las caras con el anfitrión (Fenerbahçe Ülker), Mega Vizura (sub-campeón en Belgrado) y Zalgiris Kaunas, campeón en Kaunas.

A

Teniendo tan presente el Campeonato de España de esta misma categoría, del conjunto azulgrana es conveniente resaltar la figura del base lituano Arnas Velicka. El báltico causó muy buenas sensaciones en su paso por Bilbao, dejó destellos de la calidad que atesora y consiguió regularidad en lanzamientos de larga distancia; es letal a pie firme y tiene el suficiente desparpajo como para crecerse ante las adversidades. En este tipo de torneos se gusta, lo hace habitualmente con la selección de su país y en el conjunto catalán ha conseguido ir de menos a más, teniendo todavía la pega de ser mejor ejecutor que director (lo que significa que es totalmente compatible con Raimón Carrasco, el cual siempre cumple en la función de base-director). Pero necesitará más el FC Barcelona en su paso por Estambul para conseguir terminar en lo más arriba del podio: Sergi Martínez tiene que actuar como líder de este equipo, aprovechar su dotado cuerpo para marcar las diferencias desde su uno contra uno; Nikola Zizic tiene que entender la importancia del buen escaparate que supone este torneo para él, conseguir crecerse y reencontrarse con su mejor versión, esa misma con la que maravilló siendo cadete, algo similar ocurre con Luka Samanic (quien, por cierto, no lo hizo nada mal en Bilbao). Y para los Héctor Aza, Miquel Puig, David Font, Álex Esteban y compañía… todos ellos tienen que entender desde el primer día cuál es su rol, aprovechar sus minutos para, desde la agresividad e intensidad defensiva, ser piezas fundamentales en el puzzle de Julbe y su cuerpo técnico. Recordemos que Andrija Marjanovic no pudo jugar el Campeonato de España por culpa de una lesión en su tobillo derecho.

No lo tendrán nada fácil los de Barcelona, por supuesto. Un equipo que practicó un buen baloncesto y llega a Estambul sin nada que perder es el CSKA de Moscú. El conjunto moscovita, tercer clasificado en Kaunas, tiene en el talentoso escolta Aleksandr Ershov a su jugador franquicia. El escolta ruso, galardonado MVP en su paso por la ciudad báltica, es un jugador con una tremenda capacidad para anotar que le convierte en uno de los grandes proyectos de su país. Para los que no le conozcáis, es un jugador de un perfil muy similar a Jaycee Carroll: escolta, no muy alto (1.88 metros), con buena velocidad y agilidad, pero no es un atleta explosivo. Su especialidad es el lanzamiento de media-larga distancia, es una constante amenaza saliendo de bloqueos, a pie firme o generándose él mismo sus propios tiros. Junto a él, dos hombres más que se gustaron en Lituania: Yury Umrikhin y Dmitrii Khaldeev. El primero, un multiusos. No tiene ninguna especialidad sobre el parquet, pero hace de todo. Un escolta-base capaz de anotar y que reparte el juego con mucha facilidad, su capacidad pasadora es poco común en juniors. Khaldeev, por su parte, es un interior de 2.07 metros, privilegiada envergadura y un seguro de vida cerca del aro. Es imprescindible en este equipo, tiene mucho peso y garantiza muchas segundas opciones gracias a su facilidad para capturar rebotes ofensivos.

En el INSEP París hay que tener siempre mucho cuidado, a pesar de llegar a la ciudad turca con tantas bajas. Es un equipo muy físico, que táctica y técnicamente siempre se ha caracterizado por trabajar muy bien y que, además, está formado por los reconocidos como varios de los jugadores más prometedores del conjunto francés. La inmensa mayoría del equipo es habitual con la selección de Francia. El desparpajo y la capacidad anotadora del todavía junior de primer año Joel Ayayi, la movilidad e inteligencia en la zona de Ivan Fevrier, la facilidad para sumar en todas las facetas del juego de Sofiane Briki o la eficacia desde el triple de Yanik Blanc son, para quien escribe estas líneas, lo más destacado de un equipo que compite muy bien y tiene en la asfixiante e intensidad defensiva su principal arma.

Por último, y no menos relevante, está el Estrella Roja. Un equipo tremendamente competitivo que suple con velocidad, movimiento de balón y eficiencia desde la larga distancia su visible falta de tamaño en posiciones interiores. En sus filas, jugadores con buen cuerpo, rápidos y con el clásico desparpajo que caracteriza a los serbios y les convierte en sumamente peligrosos. Hay que prestar especial atención a Aleksa Uskokovic, un escolta-base de 1.94 metros que destaca por su privilegiada visión de juego y Zoran Paunovic, que a pesar de ser junior de primer año es imprescindible en este equipo. Un jugador de 2.00 metros que es capaz de hacer de todo: generarse sus propias canastas, rebotear, pasar y que, además, es un seguro de vida en tareas defensivas. No están nada mal tampoco Vuk Dordevic, un ala-pívot moderno, tirador, capaz de poner el balón al suelo y listo, capaz de hacer daño cerca de canasta con su movilidad y conocimientos del juego. En el Estrella Roja está el ex-madridista Lazar Zivanovic, que a pesar de ser cadete ha estado de manera habitual con los junior.

Grupo B:

B

Por otro lado, en el grupo ‘D’, donde se encuentra el Real Madrid de Javi Juárez, hay que prestar especial atención a otros muchos jugadores.

Habiendo mencionado ya a Dino Radoncic y tratado de explicar el por qué es favorito el Real Madrid para este torneo, turno de destacar al bosnio Sani Campara. Un base-escolta tirador que suple su falta de tamaño y dotado físico con puntería desde el triple. Su capacidad anotadora fue clave en el reciente éxito madridista en Bilbao, firmó grandes actuaciones y fue un buen ‘líder silencioso’. Sería injusto no resaltar la figura de Paco Salvador, el hombre para todo de Javi Juárez. El ala-pívot almeriense es un seguro de vida e imprescindible en el esquema del Real Madrid. Un ‘4’ que va fuerte al rebote, aprovecha su cada vez mejor cuerpo y que consigue meter los tiros que tiene desde el triple. En la final del Campeonato de España Junior, ante el Joventut, nadie pudo pararle.

Los blancos se verán las caras en fase de grupos con los anfitriones, donde está Ahmet Can Duran, señalado como uno de los jugadores más prometedores en Turquía. El ala-pívot internacional con la selección otomana no ha parado de evolucionar táctica y técnicamente, llegando ya incluso a tener su espacio para ayudar al primer equipo del Fenerbahçe ejerciéndose a las órdenes del Zeljko Obradovic. Can Duran es un ala-pívot, fuerte, con buen cuerpo y con un talento poco habitual en jugadores de su tamaño. Tiene mucha facilidad para sumar, es un buen reboteador y tiene muchas variantes para anotar: capaz de hacerlo jugando de cara a canasta, a pie firme desde el triple o de espaldas a canasta, donde realmente es letal. No será sencillo para él batallarse ante el físico de los interiores madridistas.

Más difícil será para los madrileños el partido contra Zalgiris Kaunas. Un equipazo que maravilló en su Adidas Next Generation Tournament el pasado mes de enero. Un equipo que tiene en su perímetro a su principal arma ofensiva, con jugadores capaces de echarse el equipo a sus espaldas y con la destacada figura del mediático en el país báltico Grantas Vasiliauskas. Un alero rápido, ágil, con dotado cuerpo, especialista en el juego a transición y cada vez más eficiente y capaz de hacer más cosas en ataque. Un jugador de un perfil muy similar a Dani Díez. Tiene buenos socios el internacional con Lituania: en Zalgiris juegan Lukas Uleckas, Ignas Sargiunas y Rokas Jokubaitis, tres exteriores que tienen muchos puntos en sus manos y se crecen ante grandes citas como esta. Interesante será también como ha progresado desde enero el pívot ucraniano Volodymir Markovetskyy, un pívot de 2.11 metros con el que tienen puestas muchas esperanzas (todavía es junior de primer año).

Estambul también será un buen escaparate para ‘los chicos de Misko Raznatovic’. El junior de Mega Leks, el equipo del agente, también estará presente en Estambul y lo hará llevando a un equipo repleto de prometedores jugadores que ya compitieron muy bien y dejaron un buen sello en su paso por Belgrado para jugar el Adidas Next Generation que se llevó Estrella Roja. Es un equipo que tiene en su juego interior su punto fuerte. Para quien escribe estas líneas es importante resaltar la figura del georgiano Goga Bitadze, un interior de 2.11 metros, dotado cuerpo y muy móvil, muy complicado de defender cuando juega de espaldas a canasta y un seguro de vida en tareas reboteadoras. En este equipo también está el ex-madridista Mihahlo Jovicic y el prometedor Nikola Miskovic.

UNA MIRADA AL PASADO. ¿QUÉ HA SIDO DE LOS MVP’S DE ESTE TORNEO?

  • Temporada 2002-03 – Rolandas Alijevas: El jugador lituano firmó un partidazo para hacer del BC Zalgiris el primer ganador en la historia de este torneo. Fue en Barcelona y frente al Maccabi de Tel Aviv, en la final. Rolandas, que era base-escolta, está actualmente en Irán jugando con Azad University Tehran. Ha desarrollado la mayor parte de su carrera en su país, llegando a jugar con el primer equipo del Zalgiris o en el BC Siauliai. No ha tenido la carrera tan brillante que apuntaba cuando era junior.
  • Temporada 2003-04 – Vasiliy Zavoruev: Este sí es más conocido. Su primer MVP en este torneo llegó cuando era junior de primer año, con el CSKA, en Tel Aviv y frente al Mens Sana italiano. El escolta ruso sigue en activo y actualmente juega en el Enisey de su país. Esta temporada está promediando 7.8 puntos por partido en competición doméstica y en su trayectoria siempre podrá presumir de haber estado en el primer equipo del CSKA.
  • Temporada 2004-05 – Vasiliy Zavoruev: Repitió galardón el ruso. Lo dicho, siendo junior era una auténtica pasada. Un jugador con una capacidad anotadora alucinante, capaz de meter desde cualquier posición y con un carácter muy similar al de un serbio en los momentos calientes de partido. En este año, fue cuando se celebró en Moscú y su CSKA jugó ante el BC Zalgiris.
  • Temporada 2005-06 – Ivan Nelyubov: Otro ex del CSKA. Fue en Praga, también ante Zalgiris, su equipo ganó 59-55 y él firmó un torneo fantástico. Actualmente sigue en activo y juega en su país (Rusia), con el Parma.
  • Temporada 2006-07 – Donatas Motiejūnas: Por fin alguien más conocido. El ahora jugador de la NBA, de los New Orleans Pelicans, fue el MVP ese año cuando defendía la elástica del Zalgiris. Hizo un gran torneo en Atenas, en la final ante el K. K. FMP serbio se salió.
  • Temporada 2007-08 – Dejan Musli: Primera vez que llegó un club español a la final de este prestigioso torneo (fue el FC Barcelona y cuando se celebró en Madrid) y el pívot balcánico, ahora en las filas del Unicaja, fue el encargado de ser el verdugo. Musli en junior era una pasada, todos hablaban de él como el siguiente gran proyecto NBA de Serbia, se estancó y tras un año en Manresa ya vuelve a sonreír.
  • Temporada 2008-09 – Dejan Musli: Repitió galardón. En esta ocasión cuando el torneo se disputó en Berlín y ganando en la final al Lietuvos Rytas en un partido que terminó 123 a 110. En la final, Musli sumó 31 puntos, 11 rebotes y 3 tapones.
  • Temporada 2009-10 –  Livio Jean-Charles: Uno de los grandes proyectos del baloncesto francés en la última década… vaya pinta que tenía. Había pocos juniors mejores que él en el año 2010 y que tuviesen tan buena pinta. No le ha ido mal, está en su país actualmente jugando con el ASVEL.
  • Temporada 2010-11 – Dario Saric: No había ningún proyecto mejor que él aquel año. Ya apuntaba a la NBA y ahí está ahora, jugando con los Sixers. Cuando era junior y lucía la elástica del KK Zagreb, Saric se disfrazó de héroe para ganar el prestigioso torneo de la Euroliga que se disputó en Barcelona y les enfrentó al Zalgiris en la final.
  • Temporada 2011-12 – Metecan Birsen: Fue jugador del Fenerbahçe y se dio a conocer en un partido contra ellos cuando militaba en el Lietuvos Rytas. Hizo un traje a sus compatriotas en la zona, firmó un partido soberbio y salió galardonado MVP del torneo celebrado en Estambul. Ahora juega en Istanbull BB.
  • Temporada 2012-13 – Alberto Abalde: Primero y único jugador español en lograrlo. Fue aquel año mágico del junior del Joventut que lo ganó todo, en la final el jugador gallego firmó un partidazo ante el Barça de Mario Hezonja y se llevó el galardón. Ha hecho una buena temporada con el primer equipo de la ‘Penya’ y el siguiente curso jugará en Valencia Basket.
  • Temporada 2013-14 – Vojislav Stojanović: El jugador de Estrella Roja aquel año fue el verdugo del Real Madrid en la final jugada en Milán. Hizo un partidazo y le entró todo desde la larga distancia. Actualmente se encuentra en Italia jugando con la Orlandina Basket.
  • Temporada 2014-15 – Luka Doncic: Era cadete y ya fue el mejor. Fue el año magnífico del junior del Real Madrid, el mismo año que debutó en la Liga Endesa, fue MVP del Campeonato de España Junior… el esloveno se coronó en la capital de España para ganar al Estrella Roja en la final. Fue la revancha perfecta a lo sucedido el anterior año.
  • Temporada 2015-16 – Borisa Simanic: El ala-pívot serbio que sonó para el Baskonia o Barça, entre otros equipos. El año pasado ganó el FC Barcelona pero fue él quien recibió el galardón de MVP, a pesar de perder la final. Actualmente sigue formando parte del Estrella Roja.