La opinión de David Carnicero: ¿Quién será el MVP de la Euroliga?

abril 16, 2018

¿Lo compartes?

De la serie de playoff entre Panathinaikos y Real Madrid no sólo va a salir un equipo para la Final Four, sino que también va a salir el MVP de la temporada: Luka Doncic o Nick Calathes.

Los dos bases han sido los dos mejores jugadores de la temporada, los más decisivos, los más completos y los más responsables de que sus equipos hayan alcanzado 19 victorias en la temporada regular.

Luka Doncic se marcó un arranque de temporada espectacular, logrando su tope de puntos en El Pireo, metiéndole 33 a Olympiacos y siendo elegido MVP de las jornadas 3 y 4 y del mes de octubre. Wonder Boy siguió dando recitales, como el de la jornada 15 en la casa del campeón, Fenerbahce, quedándose a las puertas del triple doble con 20 puntos, 8 rebotes y 10 asistencias. O los 24 puntos, 9 rebotes y 4 asistencias en la victoria sobre su segundo equipo, el Estrella Roja, en Belgrado, que le sirvió para lograr su 4º MVP de la temporada, más que ningún otro jugador. Por el camino también quedaron otros recitales sin premio, como el 13-10-6 contra Unicaja.
Al final, Doncic ha acabado con promedios de 17 puntos, 5 rebotes, 4’5 asistencias y 1 robo de balón por partido, para ser el jugador con mejor valoración de la temporada con 22’7 créditos.

Nick Calathes ha sido el líder claro y absoluto del equipo de Xavi Pascual, y su importancia para que Panathinaikos se haya ganado la 4ª plaza va mucho más allá de sus 14 puntos, 4 rebotes, 8 asistencias y casi 2 robos de balón por partido, porque hasta cuando no ha brillado en los números, Calathes ha sido vital para el éxito de su equipo. Aún así el greco-estadounidense ha sumado 10 dobles-dobles de puntos y asistencias, más que nadie en la historia de la Euroliga, y ha sido elegido MVP del mes de noviembre y de las jornadas 8 y 27. En la 8ª, contra Efes se quedó a un rebote del triple-doble, con 29 puntos, 9 rebotes y 10 asistencias. Y en la 27 destrozó al Estrella Roja con sus 17 puntos, 5 rebotes, 10 asistencias y 6 robos de balón. Y en Malaga estuvo a punto de sumar otro MVP al quedarse otra vez a las puertas del triple-doble, 12-8-11.

Si la temporada ya se hubiera acabado, mi MVP sería Luka Doncic, pero aún no es el momento de juzgar. Ese momento llegará cuando sepamos cual de los dos equipos se clasifica para la Final Four de Belgrado. Si son Blancos, será Doncic, pero si son Verdes, será Calathes.