Un ex jugador del Estudiantes, nuevo entrenador del equipo afiliado de los Spurs en G-League

agosto 2, 2017

¿Lo compartes?

Blake Ahearn tiene solo 33 años, pero acaba de ser nombrado nuevo entrenador principal de los Austin Spurs, el equipo afiliado de los San Antonio Spurs en la G-League (la antigua liga de desarrollo -D-League- que ahora toma el nombre por el patrocinador (Gatorade).

Muchos aficionados le recordarán por su paso por el Estudiantes. Un tirador que se retiró en 2015, con tan solo 31 años. Su carrera fue peculiar. Se fue de la capital por motivos personales, pero dejó un buen recuerdo en Madrid, adonde llegó tras ser MVP de la liga de desarrollo. Se fue a la D-League, incluso ganando mucho menos dinero que en Europa, para estar más cerca de los suyos. Y ese acabó siendo su sitio, donde ahora vuelve a ser protagonista.

Un jugador con un idilio especial con los tiros libres en toda su carrera. Y desde muy pronto. Durante sus cuatro años en la universidad, en Missouri State, Blake Ahearn dejó el mayor promedio en porcentaje de tiros libres de la historia del baloncesto universitario, un salvaje 94.6% tras intentar 460 tiros (435 de 460). Impresionante.

En el Estu, dejó para el recuerdo un 98,29% de acierto. Lanzó 58 tiros libres y metió 57, un récord histórico en nuestra liga que se quedó ahí porque se marchó. 13 jornadas estuvo y regresó a su país. Echaba de menos a su familia y volvió.

Ahearn no encontró su sitio en Madrid y, tras no hallar espacio en la NBA, fue todo un trotamundos que jugó al baloncesto en Puerto Rico, Ucrania o China. Tuvo tiempo todavía para ser campeón de la D-League con el equipo afiliado de los Warriors.

¿Por qué se retiró tan pronto? Así lo explicaba: “Desde el Instituto y durante toda mi carrera he estado fuera. No es un estilo de vida agradable para la familia estar viajando todo el tiempo. Los últimos años ha resultado difícil dejar a mi familia, así que como creo que ellos son lo más importante he tomado esta decisión“, explicaba Ahearn, que ahora consigue su primera experiencia al frente de un banquillo en la G-League.