Novedades de OJ Mayo, que tiene nuevo destino para intentar volver al basket profesional

abril 5, 2018

¿Lo compartes?

Llevábamos varios meses sin saber nada de OJ Mayo y ahora vuelve a ser noticia. El ex NBA tiene nuevo destino para intentar regresar a la élite tras ser sancionado en 2016. Según ha anunciado el agente del jugador, Christian Santaella, OJ Mayo va a jugar en Puerto Rico y los rumores apuntan a que lo hará en el San Germán, un equipo de la BSN.

Técnicamente, el 1 de julio de 2018 puede volver a la NBA, una vez que termine su sanción, así que parece que la intención es ir recuperando el ritmo de competición de cara a intentar un regreso a la NBA en verano. No ha sido una época sencilla para OJ Mayo, del que durante varios meses no se supo nada, lo que provocó que surgieran varios artículos sobre su situación. Aquí lo contamos:

Artículo publicado en julio de 2017: ‘De ser una de las mayores promesas en EE.UU. a vivir una situación delicada’

OJ Mayo llegó a la NBA en 2008. Un fenómeno que daba el salto a la liga tras un año en la universidad de USC con un caché muy elevado; desde sus días en High School, la prensa especializada le tenía controlado. Había dudas sobre su paso a profesionales, pero el talento y su capacidad anotadora era evidente: en su primera temporada con los Memphis Grizzlies, firmó 18,5 puntos por partido.

El talento se fue diluyendo y por el camino aparecieron malas decisiones, personales y profesionales. 4 temporadas en Memphis, una en Dallas y tres en Milwaukee, la última, la 2015-2016. Fue sancionado por consumo de drogas, algo en lo que reincidió y provocó otro momento clave de su carrera. En julio de 2016 recibió otra dura sanción, una que le impedía jugar dos años en la NBA, por consumo de drogas duras (consideran drogas duras la anfetamina y sus análogos -metanfetaminas y MDMA-, cocaína, LSD, opiaceos (heroína, codeína y morfina) y PCP).

Una sanción similar a la que recibió en 2006 Chris Andersen, que regresó a la NBA en 2008, y una situación complicada para OJ Mayo, que tenía 28 años en el momento de recibir el castigo, y del que ahora, un año después y según Bleacher Report, no se sabe nada.

El portal estadounidense ha publicado un artículo en el que explican que se han pasado 10 meses intentando saber algo de OJ Mayo, intentando hablar con agentes, ex entrenadores y ex compañeros, que pudieran aportar algo de luz sobre la situación del escolta. Nada. Ex compañeros como Carter-Williams o Gerald Henderson no habían oído nada de él últimamente. Un nubarrón más a una carrera peculiar que ya incluía tres cambios de institutos, un polémico reclutamiento en la universidad y la primera sanción en la NBA, por dar positivo en sustancias que supuestamente mejoran el rendimiento (él lo achacó a una bebida energética comprada en una gasolinera).

Desde entonces, las únicas fotos que se han visto de OJ Mayo eran en África, durante un viaje, colgadas en su Instagram. Y decimos eran porque el artículo de Bleacher Report ha surtido efecto. El propio OJ Mayo ha colgado una foto en la que se le ve estirando y en la que contesta al medio. “¿Que donde estoy? Trabajando en la buena dirección”.

Esperemos que verdaderamente sea así y pronto (al menos el verano que viene) veamos de vuelta en las canchas a este jugador.

Sus únicas palabras sobre la sanción

Tags