NBA

Historia de la NBA: Igor Kokoskov se convertirá en el primer técnico europeo en ser técnico jefe de una franquicia

mayo 3, 2018

¿Lo compartes?

Igor Kokoskov, actual entrenador asistente en Utah Jazz, va a hacer historia. Los Phoenix Suns harán del serbio su próximo entrenador, firmándole un contrato por tres temporadas que le convertirá en el primer técnico nacido en Europa que logra un puesto de técnico jefe en una franquicia NBA.

¿Quién es Igor Kokoskov?

Seguramente pudieras haberle conocido el pasado Eurobasket, en el que fue técnico de la selección de Eslovenia, que acabó alzándose con el título de forma brillante. Pero su carrera no arrancó ahí, ni muchísimo menos.

Kokoskov comenzó su trayectoria en Serbia durante la década de los noventa, con poco más de veinte años, antes de viajar a Estados Unidos, con el fin de aprender también de los técnicos americanos y enriquecer su formación. Allí, en Estados Unidos, conoció a Quin Snyder cuando este era aún asistente de Mike Krzyzewski en la universidad de Duke. Acabó convirtiéndose en una figura clave en su carrera.

Entabló una gran relación con él, llegando incluso a vivir durante un mes con Snyder. Su métoto le fascinó, algo que pudo comprobar mucho más directamente muy pronto: Snyder quedó también tan impresionado con la perspectiva del serbio que hizo de Kokoskov uno de sus asistentes durante su primera experiencia como técnico en solitario, en la universidad de Missouri. Era el año 1999. Muchas cosas han cambiado… para ambos, aunque paradójicamente casi veinte años después estén de nueco trabajando juntos. Tras un año allí, no sólo había aprendido… sino que otras puertas comenzaron a abrirse.

Kokoskov recibió una oportunidad para formar parte del staff de los Clippers (2000-2003). Allí estuvo tres años, para pasar después a formar parte del cuerpo técnico de los Pistons, donde estuvo cinco (2003-2008) y ganó el anillo de 2004. Su reconocimiento, aunque a la sombra en lo público, iba creciendo entre el mundo NBA. Y así después llegaron más oportunidades como asistente, siendo precisamente una de ellas en Phoenix, la franquicia que le contratará ahora. Allí coincidió con Steve Kerr, entonces General Manager de los Suns. Breves pasos por Cleveland y Orlando también contribuyen a su extensa lista de trabajos en la NBA.

Habiendo sido también seleccionador de Georgia y Eslovenia, así como asistente de Serbia (a las órdenes de Zeljko Obradovic), Kokosvov tiene una amplia experiencia tanto en baloncesto FIBA como NBA, además de una notable lista de maestros. En unos meses, a los 46 años, hará historia.

Hay muchos entrenadores europeos que podrían entrenar en la NBA, como Messina, Scariolo, Obradovic o Ivkovic. Nadie ha dicho que yo sea el mejor, pero sí es cierto que fui el primero en llegar a la NBA”, explicaba hace seis años Kokoskov, que planteaba la gran duda: “La cuestión es qué propietario en la NBA se atrevería a contratar a alguien que no ha estado antes en la NBA”. Entonces no sabría que el primero en atreverse… lo haría con él.

La gran oportunidad le llega cuando forma parte, de nuevo, del cuerpo técnico de Quin Snyder en Utah. Allí llega en 2015 y durante estos años ha estado encargado también de participar en el desarrollo de jugadores y, por supuesto, aportar su visión del juego a potenciar a los Jazz. El serbio es, por ejemplo, otro de los hombres que ha trabajado por integrar lo mejor posible a Ricky Rubio este curso en Utah. Otra de las claves de su buen año. Como lo hizo por ejemplo antes con su compatriota Dragic cuando estuvo en Phoenix.

Es técnico con una idea dinámica de baloncesto, claramente moderna en cuanto al diseño ofensivo, con predominio del juego rápido, creación de espacio ofensivo y mucho tiro de tres, pero también capaz de sacar lo mejor de sus jugadores otorgándoles confianza y roles en los que pueden aportar. Un estudioso del juego con mucho por ofrecer. Su papel con Eslovenia el pasado año deslumbró pero fue la punta del iceberg, porque Kokoskov lleva labrándose esta oportunidad casi dos décadas. Y ahora, tras una larga carrera enriqueciéndose de múltiples técnicos, probará en solitario en una franquicia joven y en reconstrucción como los Suns.