NBA

¿Qué les espera a los españoles NBA? Tres escenarios posibles para cada uno, por David Sardinero

octubre 17, 2017

¿Lo compartes?

9 españoles en la NBA, uno menos que la temporada pasada (se marchó el Chacho y no llegó ninguno), una cifra que sigue siendo más que destacable y que quizá en unos años sea difícil de mantener. Por eso, a las puertas del arranque de una temporada, hemos querido repasar en qué situación arranca cada uno de ellos y con qué tres escenarios puede convivir este curso que empieza. ¿En cuál se situarán al final de la temporada?

Pau Gasol

El escenario perfecto: Un escenario que implica más al equipo. Con Pau Gasol de titular, los Spurs presencian la explosión total de Kawhi Leonard que les lleva hasta el anillo de la NBA, el tercero para el pívot español, que completa una gran temporada.

El escenario esperado: Pau Gasol arranca la temporada como titular y mantiene unos buenos números en los Spurs, sigue desarrollando el tiro de 3 que perfeccionó la pasada campaña y los de San Antonio ganan mucho, tanto como para conseguir un top-4 del Oeste y avanzar en playoffs.

El escenario que no queremos ver: Pau Gasol vive un declive en sus números, los Spurs no carburan como en años anteriores y aunque se meten en playoffs, caen a las primeras de cambio. Tiempo de cambios en San Antonio.

Marc Gasol

El escenario perfecto: Individualmente, Marc Gasol incluso supera sus números de la pasada temporada y alcanza la barrera de los 20 puntos por partido en Memphis Grizzlies, en un nivel sostenido a la altura del sublime que consiguió en diciembre, enero y febrero de la pasada temporada. Su equipo se mete sin problemas en playoffs y él acaba siendo All-NBA.

El escenario esperado: Aunque parezca fácil escribirlo, no lo será hacerlo: Marc se mantiene en unos números similares a los de la pasada temporada (19 puntos, 6 rebotes y 4 asistencias, casi nada) y los Memphis Grizzlies consiguen uno de los últimos billetes para los playoffs en el Oeste.

El escenario que no queremos ver: Los Grizzlies no carburan y Marc Gasol baja sus prestaciones. Antes del cierre del período de traspasos, el equipo se desarma y el nombre de Marc empieza a aparecer en rumores de traspasos. Un escenario negativo en el corto plazo, que quizá mejoraría si se produce un cambio de aires hacia un destino más competitivo.

Ricky Rubio

El escenario perfecto: Totalmente desencadenado, Ricky Rubio aumenta drásticamente su producción ofensiva, cómodamente instalado por encima del 40% de acierto, y llega a 16 puntos por partido, que acompaña con 10 asistencias por choque en unos Utah Jazz que son la revelación del Oeste y se meten en playoffs. El nivel de marzo del año pasado (18 puntos y 10 asistencias por noche), de forma sostenible.

El escenario esperado: Ricky Rubio mejora los números que firmaba en Minnesota, especialmente en el aspecto ofensivo, aunque no llega a cifras tan altas. Es titular indiscutible en Utah Jazz y firma una buena temporada. Su equipo pelea hasta el final por uno de los últimos puestos de playoffs en el Oeste.

El escenario que no queremos ver: Utah Jazz no funciona desde el arranque de temporada, las victorias no llegan y Ricky Rubio tiene problemas con sus porcentajes, por debajo del 40% de acierto en tiros de campo y sin llegar al 30% de acierto en triples.

Willy Hernangómez

El escenario perfecto: Asentado como pívot titular de los Knicks, mejora en defensa y se complementa a la perfección con un Porzingis en pleno despegue. Willy consigue promediar un doble-doble con más de 25 minutos por partido en unos Knicks que dan la sorpresa en el Este.

El escenario esperado: Titular en los Knicks, tiene que repartirse minutos con el recién llegado Enes Kanter, con Noah y con O’Quinn. Temporada para asentarse en la NBA, seguir mejorando y adquiriendo recursos. Números ligeramente superiores a los de su año rookie (8,2 puntos y 7 rebotes).

El escenario que no queremos ver: Pierde la titularidad de los Knicks, Noah recupera un nivel alto y Kanter convence a Hornacek, lo que le coloca como tercer pívot de la franquicia de NY. Menos minutos que en su temporada rookie en un equipo a la deriva que sigue sin encontrar el rumbo.

Juancho Hernangómez

El escenario perfecto: En unos Denver Nuggets que sorprenden en el Oeste Juancho Hernangómez se consolida como sexto hombre, rotando en varias posiciones y consiguiendo muchos minutos en los que él devuelve intensidad, acierto en el tiro y rebote.

El escenario esperado: En un equipo con una rotación larga, Juancho consigue tener minutos saliendo del banquillo. Al contrario que en su año rookie, tiene un suelo de minutos ‘garantizados’ y juega prácticamente todos los partidos, en los que consigue varias actuaciones destacadas.

El escenario que no queremos ver: En una rotación tan profunda (Faried, Plumlee, Barton, Arthur, Lyles, Lydon), se apuesta por la veteranía y solo tiene presencia en situaciones esporádicas.

Nikola Mirotic

El escenario perfecto: Explosión en los Bulls, mejorando sus estadísticas (por encima de los 15 puntos por partido) y asentándose como la estrella de su equipo mientras se recupera Zach Lavine. Se acerca al 45% de acierto en tiros, coge más rebotes (7-8 por partido) y supera el 35% en triples.

El escenario esperado: Titular en los Chicago Bulls después de firmar su renovación, se espera que dé un paso adelante en sus prestaciones y mejore sus números en un equipo en el que faltan referentes. Él es uno de ellos y tiene potencial para mejorar.

El escenario que no queremos ver: El rookie finlandés Lauri Markkanen se destapa desde el arranque de temporada con grandes actuaciones y le adelanta en la caótica rotación de unos Chicago Bulls que apenas consiguen victorias.

Serge Ibaka

El escenario perfecto: En una temporada de ensueño, Serge Ibaka vuelve a ser una presencia defensiva que impulsa a los Raptors hasta la final de Conferencia, recuperando los números de protección de aro que atesoraba en sus primeros años en Oklahoma y firmando buenos promedios en ataque, en el entorno de los 18 puntos por partido.

El escenario esperado: Pieza importante en los Toronto Raptors, que continúan ganando y mucho en el Este, aunque sucumben de nuevo ante la pujanza de equipos como Cleveland y los reforzados Celtics. Ibaka acredita unos números similares a los de la pasada campaña: 15 puntos, 7 rebotes y un 40% de acierto en triples.

El escenario que no queremos ver: Los números defensivos de Ibaka siguen bajando y también su nivel de acierto en el tiro de tres. Sigue como titular en Toronto, pero con menos galones en un equipo que pierde fuerza y se aleja del Olimpo de su conferencia.

Álex Abrines

El escenario perfecto: Los Thunder revientan el Oeste con su particular Big Three, consiguen un top-2 en su Conferencia y, en esa plantilla, Abrines es importante saliendo del banquillo, juega con regularidad en la segunda unidad y mejora sus números, superando incluso en minutaje a Andre Roberson en muchos partidos.

El escenario esperado: Con mucha más competencia tras la llegada de Paul George y Carmelo, Abrines apunta a la segunda unidad, en la que tendrá minutos aprovechando su lanzamiento exterior, con el que el año pasado ya acreditó un buen 38% de acierto en triples.

El escenario que no queremos ver: Abrines sigue con problemas de lesiones, le cuesta encontrar continuidad y no consigue demasiados minutos en una rotación a la que también se ha sumado el rookie Terrance Ferguson en su posición. Un año complicado sin demasiada presencia en cancha del mallorquín.

José Manuel Calderón

El escenario perfecto: Los Cavaliers funcionan como un reloj, las nuevas incorporaciones se adaptan a la perfección y José Manuel Calderón consigue un anillo de la NBA teniendo minutos importantes durante toda la temporada en la rotación de los Cavaliers.

El escenario esperado: Calderón está presente en la rotación de los Cavs, aportando su experiencia y tomando buenas decisiones en cancha, primero como segundo base del equipo, supliendo Derrick Rose, y con importancia en la primera parte de la temporada, mientras dura la baja de Isaiah Thomas.

El escenario que no queremos ver: Dos posibilidades negativas para Calde; que se quedara sin minutos y fuera de la rotación cuando vuelva Isaiah Thomas o que incluso fuera cortado en algún punto de la temporada por falta de minutos y necesidades en otras posiciones.