El pívot brasileño Felipe Dos Anjos tiene nuevo equipo. Jugará en el Chocolates Trapa Palencia, de la LEB Oro, según ha anunciado el propio club. Allí volverá a coincidir con el técnico Carles Marco, que ya le dirigió hace unos años en Oviedo. De ese modo el interior carioca, de 2.18 metros de altura, resuelve un futuro que apuntaba a incierto las últimas semanas.

En 2012 Dos Anjos llegó al Real Madrid procedente del Esporte Clube Pinheiros brasileño e inmediatamente se convirtió en uno de los jugadores más prometedores de la cantera del Real Madrid. El Adidas Next Generation en el que promedió 9,9 puntos, 7,3 rebotes y 1,3 tapones le puso en el mapa para el gran público y en la temporada 2015-16 jugó en el equipo filial de Liga EBA, donde promedió 9,7 puntos, 7,4 rebotes y 1,4 tapones para 11,9 puntos de valoración.

Al finalizar su etapa junior, el Real Madrid decidió ceder a Dos Anjos para que continuase con su crecimiento. En la campaña 2016-2017 promedió 8.4 puntos y 6 rebotes para el Unión Financiera Baloncesto Oviedo de LEB Oro, y su nivel le llevó a ser invitado al prestigioso Nike Hoop Summit.

Al año siguiente la intención fue dar un paso más en su evolución quedándose ya en la ACB, pero se encontró con un bache en su carrera al disputar tan solo cuatro partidos con el San Pablo Burgos. En la temporada pasada, con 20 años, volvió a ser cedido a un equipo de LEB Oro, el Club Melilla Baloncesto, donde promedió 8.5 puntos y 5 rebotes por partido, logrando, además, el mejor PER de su carrera como profesional (22.3).

Durante las últimas semanas los rumores apuntaban de manera muy fuerte a que el Chocolates Trapa Palencia, también de LEB Oro, había convertido a Dos Anjos en su objetivo. Y allí ha acabado llegando, para disputar la presente campaña con el cuadro palentino.