La historia que os traemos ocurrió el pasado sábado 21 de mayo y tiene que ver con la Fase de Ascenso a LEB Plata. Gandía, uno de los sitios donde se celebraba dicha fase, tuvo en ese día el mejor momento deportivo del año. Si ganaban a Coín, ascendían. Lo tenían en su mano y en casa. El equipo dirigido por Victor Rubio no falló y puso el 84-74 que supuso el ascenso de categoría.

Tras el bocinazo final, la fiesta. Antes y durante este, una historia que nos deja el mundo del baloncesto en estas categorías. Shalawn Miller fue el protagonista en el partido con un 8/9 en tiros de , 27 valoración y terminó siendo el nombre propio de la fase. Sin embargo, si la locura entrase dentro de la valoración, Ximo Galán se hubiera llevado el premio de MVP. Anotó 7 puntos, capturó 8 rebotes, repartió 2 asistencias y… ¡realizó dos exámenes de oposición en Barcelona!

427 kilómetros y más de 4 horas en coche. Con su padre como piloto consiguió llegar a las pruebas de oposición para el cuerpo de bomberos de la ciudad condal, regresar y jugar. Todo empezó a las 4 de la mañana y terminó a las 7 de la tarde, media hora antes de empezar el partido ante Coín, el vital partido por el ascenso. Lo mejor de esta historia, que el jugador titular Fitgerald se cargó de faltas y terminó Ximó Galán jugando bastantes minutos y firmando buenos números.

Todos terminaron de fiesta y celebrándolo. Él se fue a casa, con una historia de locura que sabe que le mereció la pena.

Fuente: Yo Soy Noticia