De Azuqueca a debutar con el primer equipo del Real Madrid pasando por el Bilbao Basket

septiembre 18, 2014

¿Lo compartes?

Con 7 años empezó a botar la pelota mientras, a su vez, también practicaba el fútbol sala junto a sus amigos. Tras tres años jugando en el equipo de su pueblo, el Azúqueca de Henares, Daniel de la Rúa decidió dejar de dar patadas al balón para definitivamente centrarse en el deporte que más le gustaba y que también practicaba su hermano mayor, Sergio.

Dani era un jugador técnicamente superdotado y muy eficiente de cara al aro, siendo durante 5-6 años el jugador más determinante en el Alza Basket Azuqueca. Su talento le llevó a las categorías inferiores de la selección de Castilla-La Mancha y de ahí, tras causar buena impresión en el campeonato de España infantil de selecciones autonómicas, llamó a las puertas del Real Madrid. Antes de llegar a la cantera del club madrileño en septiembre de 2011, Dani de la Rúa fue un ‘hombre de negro’.

En la Minicopa del Rey celebrada en Magariños el año 2010 el jugador azudense fue invitado por el Bilbao Basket para jugar con ellos una de las citas más importantes en lo que al baloncesto de formación se refiere. En la Minicopa (que ganó el FIATC Joventut) el base cuajó un buen torneo y ello hizo que además del Real Madrid tuviera encima de la mesa otras cuatro ofertas. Dijo no al Unicaja de Málaga y la temporada siguiente, cuando le tocaba ser cadete, llegó al equipo de la capital de España.

No pudo tener mejor estreno de blanco. En el primer torneo que jugaba con el Real Madrid, el de Leucemia y Linfoma, consiguió ser el MVP, máximo anotador y -obviamente- también aparecía en el quinteto ideal. En su primer año jugó en el cadete ‘B’ pero en el segundo, cuando estaba con el cadete ‘A’ también subía al equipo junior que dirigía Mariano Arasa. Cuajó una temporada soberbia, siendo el base suplente de Alberto Martín (ahora base del UCAM Murcia) en el equipo junior y uno de los jugadores más destacados en un cadete “A” en el que también estaban Santiago Yusta o el ya mediático Luka Doncic. Sorprendió que su nombre no apareciera en la lista de convocados para jugar el Europeo sub-16 de Ucrania con la selección española.

Esta pasada temporada, su primera en categoría junior guió a la perfección junto a Andrés Rico al Real Madrid en el NIJT de Hospitalet (campeones), Campeonato de España celebrado en la Real Villa de Marín (campeones) y también en el NIJT de Milán donde estaban los mejores equipos de Europa en categoria sub-18 (subcampeones). Alternó el equipo junior con el filial de Liga EBA y fue, tras el hispalense Carlos Hidalgo, uno de los máximos asistentes en el campeonato nacional. Por segundo año y otra vez para sorpresa de muchos, Dani tampoco estuvo veraneando con la selección española de baloncesto.

Dani Rua

Su buena temporada no pasó desapercibida para el Real Madrid qu,e consciente de la perla que tiene formándose en sus categorías inferiores, supo compensar su gran temporada el curso anterior y le convocó el primer día a la pretemporada con el primer equipo. El director de juego azudense de solamente 17 años recibió por sorpresa la noticia: “Muy contento de poder realizar la pretemporada con el primer equipo del Real Madrid y poder ayudarles en todo lo posible”, explicaba el mismo Dani a través de su twitter personal.

Todo iba perfecto en la pretemporada con el primer equipo a las órdenes de Pablo Laso y Chus Mateo. Dani estaba disfrutando de algo por lo que llevaba años peleando, estar junto a los mejores. No obstante, tuvo que abandonar (temporalmente) la concentración por culpa de un cólico nefrítico que le obligó a estar tres días ingresado en un Hospital de Guadalajara.

Se recuperó y ‘rápidamente’ se reincorporó a la pretemporada del Real Madrid, llegando a viajar a tierras andaluzas junto a los Andrés Nocioni, Facu Campazzó, Ioannis Bourousis y compañía. Vio en el banquillo los partidos amistosos ante Unicaja de Málaga y Valencia y el pasado domingo, en la derrota del Real Madrid ante el Tuenti Móvil Estudiantes, pudo disfrutar de sus primeros minutos con el primer equipo del club que le está formando desde categoría cadete.

Jugó 15:16 minutos ante el equipo colegial y convirtió 2 puntos, capturó 1 rebote, repartió 2 asistencias y terminó con 3 de valoración. Al día siguiente, después de haber ayudado a Pablo Laso y su cuerpo técnico a preparar la nueva temporada mientras llegaban los internacionales, de la Rúa mostró su satisfacción por haber debutado con el Real Madrid: “Muy contento por el debut. Una gran ilusión haber realizado la pretemporada con el primer equipo! Gracias a todos!”, declaró el jugador.

De la Rua y Laso

Esta próxima temporada, su cuarta en la capital de España, alternará (otra vez) el equipo junior con el filial que compite en la liga amateur del baloncesto español (EBA). Aunque respecto a la pasada temporada es de esperar que con el Real Madrid “B” obtenga mayor protagonismo después de la marcha de Alberto Martín, que a sus 19 años continuará con su carrera deportiva jugando a los servicios del UCAM Murcia.

El objetivo de Dani de la Rúa está claro: ir paso a paso, como lo lleva haciendo desde los 7 años cuando botó por primera vez un balón de baloncesto. Hijo de Jesús de la Rúa (ex-director de juego del Azuqueca, CABA Albacete, El Rebote y Guadalajara) tratará de guiar al equipo de Paco Redondo hacía una temporada tan buena como la anterior, donde se quedaron a un partido (la final del NIJT) de quedar invictos.