“Partido muy emocionante, como sabíamos. Jugamos 30 minutos o más un baloncesto excelente contra un rival que tenía experiencia, que sabe cómo se gana. Después paramos un poco, al estar un poco cansados, porque jugamos contra dos grandes rivales. Primero el Baskonia, en un gran momento, y después contra Herbalife Gran Canaria en su casa. Cuando se juega cada día contra rivales así y después contra el Real Madrid que es muy difícil. Ganamos los tres partidos y el trofeo y quiero aprovechar para agradecer a mi club que confía en mi como persona y como entrenador. Esto me motiva para dar el máximo. Estoy muy contento con mis jugadores y ahora pelearemos por ganar la Liga Endesa”.

“No creo que este equipo no pueda mejorar. El equipo tiene potencial y lo ha mostrado en este torneo. Puede jugar un baloncesto moderno, jugar bien en defensa, tomar responsabilidades. En los últimos ocho minutos posiblemente hubo algo de miedo y ganar una Copa del Rey no es fácil. Jugamos contra tres grandes equipos, por lo que este resultado que hemos conseguido se debe respetar. No sólo el título, sino cómo hemos jugado un torneo muy difícil de disputar”.

“El Barça tiene siempre una larga plantilla, no sólo esta temporada, porque siempre se esperan los títulos. Vivimos un tiempo donde sólo se juega y es muy difícil para los jugadores y para los entrenadores. Hay cinco o seis semanas en las que juegas varios partidos consecutivos y no se puede entrenar al 100%, ni jugar al 100%. Si no juegas un partido al 100% no se puede mejorar ni individual ni como equipo. Esperamos a Kevin Seraphin, que puede ayudar muy bien al equipo en el poste bajo. Ahora acaba una competición, la Copa del Rey, y empieza otra, y hay que seguir mejorando”.

“Siempre que el Barça no está bien todo el mundo piensa que yo vuelvo. Pero yo estaba de vacaciones en Austria y me llamó Nacho y me preguntó si estaba preparado. Tomé el primer avión. Me dijo, si vienes a Barcelona, podremos llegar mejor a un acuerdo. Y ahora estoy aquí”.

“Como entrenador puedes mejorar el equipo si tienes jugadores preparados para tomar responsabilidad. Los jugadores siempre quieren ganar. Cuando yo llegué, todos sabían que había una oportunidad para cambiar el destino y todos han dado el máximo. Habrá que ver cómo es la reacción en los próximos días. La temporada no ha acabado, nos quedan muchos partidos, sobre todo en la Liga Endesa, donde tenemos que mejorar para acabar en una buena posición”.

“Cada entrenador tiene su filosofía, sus sistemas en ataque y defensa, pero en esta situación en la que yo llegaba, tienes que adaptar la mentalidad de los jugadores. Yo soy entrenador hace 35 años, tengo experiencia y se ha visto que esa experiencia es todavía una cualidad”.