Quizás algunos se olvidaron de su nombre y a otros no les suene pero desde el pasado verano es jugador baskonista. Estamos hablando de Luca Vildoza, la promesa argentina que esta temporada ha permanecido cedido en el Quilmes bonaerense para continuar con su progresión. Una progresión que ha seguido muy de cerca el equipo vitoriano. Firmó por 4 años y este primero, como cedido, está siendo bastante buena para el base argentino de 1.90 y solo 21 años. Promedia más de 16 puntos y 4 asistencias por encuentro.

En una entrevista realizada por los compañeros de Basquet plus el jugador del Baskonia asegura sentirse muy querido por el club que entrena Sito Alonso “nunca sentí eso de que del otro lado me estén siguiendo y acompañando tanto, que un club tan grande esté pendiente de mí es algo tremendo. Y estoy contento, como te decía hoy estoy disfrutando mucho, cada momento, cada tuit que me mandan y cada foto que ponen, disfruto todo. Pero esto de disfrutar lo empecé a hacer ahora, porque al principio de la temporada lo estaba sufriendo”.

Y es que no todo ha sido fácil para el base. Esta sensación de seguimiento no la aceptó de la misma manera al inicio: “Me costó mucho, no lo dudes. Dentro de la cancha no lo demuestro, pero fuera, con mi viejo, le demuestro todas esas cosas. Desde la cara de culo, la ansiedad, la tristeza, el no saber qué hacer a veces, el agrandarme solamente con ellos porque sinceramente no me gusta pero a veces siento un poco de ego. Pero todas las cosas que me pasaron esta temporada me hacen sentir orgulloso. Dieron réditos los años de entrenamiento, si bien ahora me falta entrenarme mucho más que es algo que sé muy bien. Sé que ahora me voy a tener que ir a España a romperme el culo entrenando, soy sincero y sé que eso es seguro. Pero que me hayan venido a verme de la NBA y comerme la cabeza con que en algún momento puedo llegar ahí la verdad es que es un sueño”.

Sin duda, joven pero maduro y con las ideas claras según podemos leer.  En el Baskonia no le han dejado de lado y siempre están pendientes: “Ahora más que nada estoy hablando con la nutricionista que me dio un par de productos para tomar que ahora estoy tomando, también hablo con el preparador físico que el otro día me dijo que me va a mandar un plan para seguir para cuando termine la Liga así llego allá mejor. Pero nada más que eso, ellos están en plena competencia y es entendible, y la verdad es que es un orgullo que estén tan pendientes de mí”

El último partidazo de Vildoza: 39 puntos en los playoffs