El Casademont Zaragoza no pudo sumar su séptima victoria de la temporada en la visita del Joventut al Príncipe Felipe. Un encuentro decidido en la recta final en la que el equipo maño dispuso de 4 tiros libres con 90 a 92 para forzar la prórroga. Sin embargo, no consiguió anotar ninguno de ellos.

Junto a DJ Seeley (30 de valoración), el mejor de los de Porfirio Fisac fue Carlos Alocén. El base sumó su mejor valoración en la Liga Endesa (23), además de un +15 para su equipo en los casi 31 minutos que estuvo en pista. 14 puntos con 2/2 en triples, 4 rebotes y 5 asistencias.

Además en la segunda mitad fue capital en la defensa de Prepelic que había anotado 18 puntos al descanso y se quedó solo en 5 en la segunda mitad. La aportación de Omic y López-Arostegui terminó siendo diferencial para los de Badalona.

ACB Photo