Se fue Jacob Pullen y desde entonces, a pesar de los dos buenos resultados cosechados por los hispalenses, el Baloncesto Sevilla estaba en búsqueda de un director de juego. La búsqueda ha finalizado y Ben Woodside, base americano con pasaporte georgiano, ha sido el elegido.

¿Quién es? Woodside, base de 29 años y 1.80 metros de altura, es un jugador que destaca por su buena visión de juego,  excelente técnica individual y que también puede anotar desde todas las posiciones. Además de esto, en su paso por Turquía e Italia ha sido señalado como un buen defensor, intenso e inteligente a la hora de recuperar balones.

¿De dónde sale? Su último equipo fue el Vanoli Cremona pero desde 2009 ha estado jugando en diferentes países del Viejo Continente. Hace un lustro firmó por el Gravelines francés y desde entonces ha pasado por Eslovenia (Union Olimpija), Georgia (BC Armia) y Turquía (TED Kolejliler). Tras su buena temporada en Italia el curso anterior, Woodside volvía a llegar a un acuerdo con el equipo otomano por el que pasó a comienzos de julio pero debido a problemas de salud no llegó a comenzar la temporada con éstos.