Recién cumplidos los 20 años, Osas Ehigiator se está asentando en su estreno en la Liga Endesa. En los primeros 6 partidos había promediado 2.5 puntos y 2.1 rebotes en los 9 minutos que le estaba concediendo Jota Cuspinera y contra la Penya, en la jornada 10, ha firmado su mejor partido hasta la fecha.

12 puntos, 5 rebotes, 2 robos y un tapón. Todo ello para 16 de valoración y un +8 en los 20 minutos que disputó ante el máximo reboteador de la Liga Endesa (Alen Omic). A pesar de su contribución el Montakit Fuenlabrada no pudo sumar la victoria (95-98).

Nacido en Sevilla, se ha formado baloncestísticamente en Fuenlabrada. Con 13 años se estrenó en las categorías inferiores de la selección y desde entonces ha sido una de sus referencias interiores en los distintos campeonatos y categorías.

Campeón de España infantil y cadete con la Comunidad de Madrid, las lesiones marcaron su progresión durante varios años hasta que en el Europeo sub18 se destapó con 9.8 puntos, 7.2 rebotes y la plata para España.

Tras dos temporadas en la LEB Plata, una de ellas con ascenso con el Real Canoe, a Ehigiator le ha llegado la oportunidad del primer equipo con el que ha renovado hasta 2022.

La verdad es que todo es muy competitivo, tienes que estar dando siempre el cien por cien. No tiene mucho que ver con lo que había vivido anteriormente. Además, está siendo una temporada divertida en el trabajo del día a día. La gran diferencia que he notado es que tienes que estar siempre concentrado, no puedes despistarte ni un segundo. Físicamente la Liga Endesa es muy exigente, los jugadores son muy talentosos”.

Al principio impacta un poco pasar de LEB Plata a verte jugando contra los mejores jugadores de Europa, pero lo que siento es la motivación de mejorar cada día”.