Hay días en los que a un jugador le entra todo y el sábado 8 de marzo del 2014 fue el turno para Jacob Pullen primero y Saúl Blanco después. Si el norteamericano del FC Barcelona batió un récord de triples, el asturiano del Iberostar Tenerife superó todas sus anteriores marcas: anotación, captura de rebotes y valoración. Un partido perfecto que se quedó sin la gran recompensa final; la victoria. El conjunto aurinegro cayó derrota con dos prorrogas ante un Tuenti Móvil Estudiantes (94-96), que coge aire para conseguir el objetivo de la salvación.

Descomunal y soberbio Saúl Blanco, siendo en ambas partes del campo el protagonista de su equipo. Anotó 25 puntos (igualando el récord que tenía de la temporada 2007-08 cuando vestía la camiseta del Baloncesto Fuenlabrada), con unos porcentajes de 43% en tiros de dos (3/7), 47% en triples (4/7) y 88% desde la línea del tiro libre (7/8), capturó 13 rebotes (superando los 11 que cogió en la temporada 2006-07 ante el Cajasol) y repartió hasta 6 asistencias. Además, se fue hasta los 40 puntos de valoración, superando los 33 conseguidos en dos ocasiones ante UCAM Murcia y Guipuzkoa Basket durante el curso 2008-09. Señalar que con el de hoy el escolta asturiano acumula un total de 234 partidos en la mayor competición del baloncesto español.

A pesar de su buen partido se va a quedar sin el reconocimiento de ser el mejor de la jornada. Los 42 puntos y 41 de valoración de Jacob Pullen son, de momento, la mejor marca en la jornada 22 del campeonato liguero.

Datos facilitados por ACB.com