Haberse sacado un abono para el Tecnyconta Zaragoza si se padecen problemas del corazón no es la idea más sabia que se podía tomar en esta temporada 2018/2019. 10 partidos decididos por 3 o menos puntos, 17 decididos por 8 o menos y una tendencia todavía más difícil de igualar: su capacidad para salir victorioso de estas situaciones.

De los 17 partidos que se han decidido por 8 o menos puntos el Tecnyconta Zaragoza ha ganado 12; de los 10 que se han decidido por 3 o menos puntos han ganado 7. Un equipo diseñado para la zona media de la Liga Endesa y que terminaba la primera vuelta con balance negativo (8-9) se ve a 3 jornadas del final en puestos de playoffs. Y sin retoques de importancia salvo Latavious Williams por la lesión de Fran Vázquez.

¿Qué ha cambiado en los maños? Al margen de ligeras mejoras en el rendimiento individual de jugadores como Nacho Martín o una mayor regularidad por parte de Seibutis (que se ve compensada por la bajada de productividad de McCalebb), el gran protagonista de la segunda vuelta es Stan Okoye.

Y eso que los números del nigeriano no muestran una visión muy diferente. En la segunda vuelta Okoye está anotando 2.9 puntos y atrapando un rebote más que en la primera, números que no reflejan el aumento de productividad del alero del Tecnyconta Zaragoza. Su 48% en triples y pasar de 11.6 de valoración a 17 sí lo hace. En la primera vuelta anotó 20 o más puntos en solo 3 partidos, en la 2ª vuelta, con los 23 ante Burgos, ya lleva 7.

Pero el efecto Okoye se muestra en dos momentos claves: su impacto sobre la pista y los momentos calientes de los partidos. A pesar del balance de 9 victorias y 5 derrotas en la segunda vuelta el Tecnyconta Zaragoza acumula un -9 en el average en estos 14 partidos. Okoye acumula en ese mismo espacio de tiempo un +29. Es decir, en los 229 minutos que el Tecnyconta Zaragoza ha jugado sin su estrella han acumulado un -38 (recordemos, jugando a marcadores terriblemente ajustados). Le necesitan sobre la pista.

Sobre todo cuando el partido está en juego. Ya avisó en la primera vuelta de lo que era capaz con un triple ganador frente al Iberostar Tenerife y en esta segunda vuelta ha dejado uno de los triples más importantes y espectaculares de la temporada frente a MoraBanc Andorra. Su sello lo llevan también remontadas como la de Unicaja en la que anota 14 de los 20 puntos de su equipo en el último cuarto (perdían por 12) o los 5 puntos que casi le dan la victoria a los maños frente al Barça.

Tal es su influencia que, según datos de Aryuna Analytics, Okoye es el segundo jugador en productividad en partidos igualados solo tras Nico Laprovittola (y con bastantes más minutos de muestra para dicho cálculo). No es para menos teniendo en cuenta que anota el 42% de sus puntos en el último cuarto y que ha anotado el 30% de los puntos del Tecnyconta Zaragoza en los partidos decididos por 8 o menos puntos (datos de Basketenvena.com).

Si estás en el último cuarto y juegas contra el Tecnyconta Zaragoza no te relajes… un monstruo vendrá a verte. Stanley Onyekachukwu Okoye.