El Valencia Basket ya tiene su segundo bombazo del verano. Tras la llegada de Klemen Prepelic para reforzar la línea exterior (en el lugar de Jordan Loyd), la baja de Brock Motum va a ser suplida por Derrick Williams.

Después de una extensa carrera en Estados Unidos (nº2 del Draft y jugando más de 400 partidos al máximo nivel), Williams cambió de aires en 2017 cuando se marchó a jugar primero a China y, posteriormente, a Europa. Tanto en el Bayern como en el Fenerbahçe ha dejado muestras de su enorme potencial físico, su capacidad para finalizar con mates espectaculares y unos números casi idénticos.

Con los alemanes firmó 12.3 puntos y 3.7 rebotes; con el Fenerbahçe, en un nivel de exigencia más alto y con otros referentes ofensivos, también aportó 10.8 puntos y 3.8 rebotes.

¿Su mejor partido de la temporada en la Euroliga? Los 22 puntos que le anotó… al Valencia Basket en la Fonteta.

Para el Valencia Basket se convierte en un referente diferente en el puesto de 4 a lo que ya tenían con Labeyrie (renovado) y con un perfil opuesto al de un Motum que no terminó de encontrar su sitio en los taronjas. Junto a Dubljevic, un juego interior de primer nivel tanto para la Liga Endesa como para la Euroliga a la espera de que se resuelva la situación de Mike Tobey (incluido en el tanteo).