Anna Cruz, Tamara Abalde, las semifinales de la Copa de la Reina, el reconocimiento a Made Urieta como mejor entrenadora… Muchas son las causas por las que Araski está dando que hablar en este 2020. Y en KIA en Zona repasamos 5 puntos del club vasco que caracterizan su pasado, presente y futuro más inmediato.

1. Fundación reciente. En 2010 se creó la Asociación “ARASKI ARABAKO EMAKUMEEN SASKIBALOIA”, es decir, Araski AES, como órgano vertebrador del baloncesto femenino. El proyecto nació de la fusión de dos clubes importantes en Álava: Abaroa y UPV Álava. De esta manera se hizo realidad una idea que pretendía integrar el mayor número posible de clubs y centros escolares para fomentar el baloncesto femenino. Por lo tanto, puede decirse que Araski está celebrando en este 2020 tan atípico sus primeros 10 años de vida.

Mercado de fichajes de la Liga Femenina 2020-2021. ¡Ponte al día de todas las novedades!

2. Grupo de nacionales. Si por algo se ha caracterizado Araski en estas temporadas en la máxima categoría ha sido por su apuesta por el talento nacional. En la última campaña, por ejemplo, contaron con 7 españolas en el primer equipo. Una cifra que ha ido variando desde su llegada a la Liga Femenina en 2016, pero que en raro encuentro ha bajado de 5. Laura Pardo ha sido la jugadora que ha permanecido en la plantilla durante toda su estancia en la máxima categoría, razón por la que actualmente es la capitana del equipo. Por sus filas han pasado Irati Etxarri, Umi Diallo, Marta Tudanca, Paula Estebas y otras jugadoras repartidas por el panorama nacional en la actualidad.

3. Entrenadora. Entre los 16 clubes de Liga Femenina, Araski es el único club junto a IDK Euskotren que cuenta con una mujer a los mandos del equipo. Sin embargo, Madelén Urieta es mucho más que una entrenadora para la ciudad de Vitoria. Ligada al proyecto desde su fundación, si miramos el organigrama del club en la actualidad podemos observar que, además de dirigir el primer equipo, mantiene el puesto de vicepresidenta y la responsabilidad del área técnica. Trabajos que también combina con sus convocatorias con la Selección Española como entrenadora ayudante. Made se ha convertido en la bandera de un proyecto que crece año tras año y en el que cada día más gente se ve reflejado en Vitoria. Sin duda, la mejor de las noticias para mantener su línea ascendente tanto en las pistas como fuera de ellas.

4. Cambio de patrocinador. Gracias a esa identificación y crecimiento, el proyecto continúa dando pasos hacia arriba en todos los sentidos. En su llegada a la Liga Femenina, Araski adoptó el naming de Lacturale Araski. Nombre que varió a Lacturale Art Araski un año después para dar un gran giro en 2018 con su salto a RPK Araski. Sin embargo, en un año en el que Stadium Casablanca o Sant Adriá no han conseguido los apoyos suficientes, Araski ha vuelto a dar otro importante salto. El conjunto vasco se llamará a partir de ahora Kutxabank Araski gracias al acuerdo firmado con el banco con sede en Bilbao.

5. Crecimiento deportivo. En este 10º aniversario del club, todo indica a que Araski arrancará la temporada más ambiciosa de su historia.

A falta de más movimientos, el equipo vasco ha confirmado la continuidad de María Asurmendi, Laura Pardo, Tania Pérez, Laura Quevedo y Cristina Molinuevo, a las que se sumarán Anna Cruz, Joy Adams y Tamara Abalde, tres contrastadas jugadoras en la competición. Con estas incorporaciones, Araski ha conformado un grupo nacional de alto nivel que permitirá a Urieta, si todo va bien, seguir con su habitual escalada particular. En los 10 años de vida del club: 2 ascensos, 2 semifinales de la Copa de la Reina, 1 semifinales de liga y el interrogante de qué hubiera pasado en este final de campaña 2019-2020. En todo caso, el futuro no podría resultar más ilusionante para un humilde club hecho a sí mismo.