Embarcando para estar en el Eurobasket, con Elisa Aguilar y familiares de la selección. ¡Hola a todos y todas! Escribiendo estoy antes de marchar para ver a la selección en cuartos. Cómo han cambiado las cosas para mí, aunque tengo el mismo gusanillo. La sensación de este torneo es que España ha ido de menos a más y creo que todavía no ha mostrado su mejor cara y… ¡están invictas!

Ahora toca Montenegro y os preguntaréis qué rival vamos a tener en pista. Muy parecida a Serbia. Equipos con mucho talento donde por muchas trampas que les pones siempre sacan un tiro, anotan. La vieja escuela yugoslava, basada en muchísimos conceptos, por eso Serbia aguantó muchísimo.

¿Miedo? ¿Peligros? Su juego interior. Es uno de los mejores equipos que rebotea. La pintura era una de sus claves Van a salir a cortar el ritmo y defensa en zona. Pero para mi es un rival peligroso en cuartos porque tienen mentalidad ganadora y se creen superiores.  Lo bueno, que no va jugar Jelena Dubljevic (lesionada) que es una de las jugadoras importantes en la pintura junto a Robinson. La ex jugadora de Rivas y Ros Casares es vital para Montenegro, esperemos que su ausencia nos ayude. A pesar de ello, la mentalidad ganadora seguirá en sus cabezas.

¿Y ante esto?  Correr, correr y más correr. Contraataque y agresivas en defensa, si jugamos así, como hemos hecho de menos a más en el Eurobasket, España no tiene rival. Para mi somos favoritas pero hay que salir como en los últimos partidos.

Y muchos me preguntaréis… ¿Semifinales? Primero Montenegro pero no tengo dudas sobre que Francia pasará ante Rusia y eso que Francia no ha hecho hasta ahora buen Eurobasket pero encontrarnos con ellas antes de la final es… ya saben, lo peor. El equipo más experimentado junto a nosotras en estos torneos y eliminatorias.

¿Favoritas? España. Es cierto que la época en la que están viviendo es totalmente diferente. Nosotras llegábamos a cuartos y veíamos que podíamos tener un pie fue. Ellas están acostumbradas a eso, a ganar y eso tiene la ventaja. Da igual contra quien se enfrente, saben que tienen un pie en semis, asumen que son favoritas y que es verdad.

Bueno, dejo de escribir que pillo el avión para ver pasar a las nuestras a semifinales, las finales y el Oro. ¡Río no espera! 😉