18 de junio de 1998.  Rápido, potente, muy hábil. Allen Iverson se presentó en Rucker Park en un amistoso y demostró el deportista «callejero» que llevaba dentro.

Insólitas imágenes del partido completo e incluso entrevistas. Para guardar.