Con el comienzo de la Euroliga a menos de un mes (1 de octubre), la competición empieza a dar sus últimos retoques para que se pueda disputar con normalidad.

Después de varias reuniones realizadas, la Euroliga ha anunciado las directrices y protocolos a seguir durante la temporada, incluyendo el número de test a realizar, las fechas en las que deberían realizarse y otros casos que podrían producirse durante la temporada.

Estas son las medidas que deberán tomar los equipos:

  • Normas de higiene básicas para los equipos: lavado de manos, uso de mascarilla y distancia de seguridad
  • Todos los jugadores y entrenadores deberán hacerse un test tres días antes de disputar un partido y al menos un test a la semana
  • Nombramiento de un encargado Covid-19 por cada equipo para que se mantengan las medidas, dar sesiones de formación y evaluación médica
  • Cuando el equipo es de un país con un índice de contagio alto, deberán realizarse dos test a la semana. El segundo test se realizará un día antes del encuentro

A estas medidas se añadiría, según publica el medio Walla, los protocolos en caso de positivo:

  • Si un jugador da positivo quedará en cuarentena durante dos semanas. Podrá volver a jugar cuando tenga dos negativos consecutivos una vez finalizado dicho espacio de tiempo
  • Tras un positivo en un equipo, toda la plantilla deberá realizarse dos pruebas pero no se requerirá aislamiento

La Euroliga también ha anunciado en su comunicado la forma de proceder ante la posibilidad de que algunos partidos deban suspenderse, jugarse en campo neutral y en el futuro darán una fecha para la que deberán haberse jugado todos los partidos.