Es uno de los fichajes más esperados del año en la Euroliga. Jimmer Fredette, histórico jugador de la NCAA y que ha demostrado en sus años en China ser una máquina de anotar, va a jugar en el Panathinaikos. Atrás quedan sus temporadas de 37.6, 36.8 o 36 puntos por partido en China, sus intentos de hacerse sitio en Estados Unidos y los anhelos europeos. Su aterrizaje en Europa es una realidad y lo ha hecho con buen pie.

O al menos eso es lo que parece en los primeros amistosos, sobre todo el que enfrentó al Panathinaikos ante el Unics Kazam. El escolta norteamericano anotó 31 puntos con 5 triples, 6 asistencias y 6 robos de balón en uno de sus primeros partidos con su nuevo equipo.

Una exhibición con canastas de todos los registros que amenaza con ser la primera de muchas. Aquí la tienes:

El Panathinaikos se acabó llevando el torneo amistoso tras vencer al Promitheas. ¿Será capaz Fredette de mantener este nivel?