Pasar de ser el MVP de la temporada 2018/19 en la Liga Endesa a ocupar el puesto de tercer base en la rotación de un equipo de un año a otro no debe ser fácil, pero Nico Laprovittola parece que lo lleva con filosofía.

El jugador argentino concedió una entrevista a Basquetplus en la que se abrió sobre su complicado inicio en el Real Madrid y su adaptación a un papel secundario después de haber sido considerado el mejor jugador de la competición hace menos de 12 meses.

«Es un lugar único, especial, donde se trabaja muy bien, donde cuidan mucho al jugador», dijo Laprovittola sobre el Real Madrid. «Me estoy adaptando bien, a un equipo con 16 jugadores, casi todos estrellas, y por eso estoy también cambiando un poco mi manera de jugar por el rol que me toca en el equipo, pero la verdad es que estoy muy contento de estar acá. Hubo momentos no muy buenos, pero creo que es lo normal». 

En esos momentos «no muy buenos» podrían encontrarse partidos en los que el argentino se ha quedado apenas sin minutos, pero eso no parece haber pillado por sorpresa a Laprovittola.

¿Pensó Laprovittola en la retirada? El momento más complicado del argentino

«No, darme cuenta no tardé, el tema es jugar», respondió el jugador ante la pregunta de si le costó un tiempo darse cuenta de cuál era su rol. «Terminar un partido y ver qué te faltó, si dejaste todo. Es cuestión de ir acomodándote. Todos me dicen que no es fácil el primer año en el Madrid, pero bueno, como equipo estamos muy bien, primeros en la ACB y en la Euroliga, con 13 victorias seguidas. Cualquier jugador querría estar en esta situación». 

A pesar de estar centrado en el Real Madrid, Nico Laprovittola admite que es imposible no mirar de vez en cuando al futuro y a lo que le espera a Argentina en los Juegos Olímpicos de Tokio del próximo verano.

«Al estar con Gaby y Facu acá y a veces juntarnos con algún argentino más, terminás hablando de la selección y lo que puede venir», admitía Laprovittola. «Obviamente tenemos sueños y queremos igualar o superar lo que hicimos en China, pero eso va a llevar trabajo y el trabajo va a llegar cuando termine la temporada. Entonces tenemos que hacer lo mejor posible en el año y cuando llegue el momento con Sergio (Hernández), trabajaremos y nos comprometeremos para ir a Tokio con las expectativas altas, porque es lo que generamos, no solo en la gente, sino en nosotros también».