Fue la cara desagradable en la primera jornada de la máxima competición continental y la Euroliga ha actuado en forma de una multa económica.

Xavi Pascual, entrenador del FC Barcelona Lassa, recibió líquido por parte de la afición del Pinar Karsiyaka durante el descanso mientras atendía a la televisión de la Euroliga. El técnico azulgrana hizo bien y continuó con la entrevista, dejando este asunto para otros. Y la Euroliga, unos días después de lo ocurrido, ha respondido.

El conjunto otomano ha recibido una multa de 3.500 euros por este desagradable gesto el día que debutaron en Euroliga. El Pinar Karsiyaka todavía no ha comunicado nada respecto a las personas que lanzaron ese líquido al técnico del equipo español (sin identificar).