¿Os acordáis de Morris Almond? Se trata de un escolta de 1’98 metros que pasó por las filas del Real Madrid y que hasta la pasada madrugada era recordado en Estados Unidos por ser el jugador que más puntos había anotado en un partido de la D-League. Almond llegó a encestar hasta 53 puntos en un encuentro disputado el año 2009, récord que Pierre Jackson (jugador que empezó la temporada en Francia con el Asvel Villeurbanne y que desde el pasado mes de noviembre compite en la liga de desarrollo) ha superado esta noche en la victoria de su equipo (Idaho Stampede) ante Texas Legend por 122-136. El estadounidense se fue hasta los 58 puntos, 6 rebotes y 8 asistencias, de los cuales 27 llegaron en el último período (doce de manera consecutiva en apenas dos minutos) Ver para creer.

Pierre Jackson brilló la temporada pasada en la Universidad de Baylor (NCAA). Sus buenas cifras conseguidas a lo largo del segundo tramo de la temporada hacían pensar que el jugador, tal y los jugadores que se presentaron al Draft, podría haber sido elegido durante la primera ronda. Pero no, el base fue elegido en la posición número 42 por los Sixers, aunque más tarde era traspasado a los New Orleans Pelicans, franquicia con la que disputó la Summer League.

Una vez finalizada la Summer League, Pierre Jackson decidió emprender una nueva etapa en su vida, fichaba por el Asvel Villeurbanne francés, equipo que compite en Eurocup y con el que el base trataría de demostrar su potencial para próximamente fichar por un equipo con mayor historia. Sin embargo, su vida en París no va según pensaba el jugador, por lo que se decide en abandonar Europa y regresar a casa, Estados Unidos. En noviembre fichó por Idaho Stampede, equipo por el que pasó Víctor Claver en la temporada pasada. Los números de Jackson: 29’1 puntos, 3’5 rebotes y 6’2 asistencias.