Su padre fue una leyenda. Marcó un antes y un después en la historia del baloncesto europeo. Su hermano pequeño brilla en la NCAA tras firmar una notable temporada en la Liga Endesa, el mayor está en Madrid y él, que ha pasado desapercibido en los últimos años, sigue creciendo vinculado al Unicaja en el Clínicas Rincón de la liga Adecco Oro.

A sus 22 años Tautvydas Sabonis decidió seguir en la Costa del Sol y renovar con el Clínicas Rincón para continuar creciendo deportivamente en la competitiva Adecco Oro. Estaba firmando una buena temporada, sin hacer demasiado ruido… pero año nuevo, vida nueva. Ahora sí hay ruido. Parece ser que Tautvydas Sabonis, hijo mediano del gran Arvydas y hermano mayor de Domantas, ha decidido explotar y dar ese paso al frente este año para aspirar a proyectos mayores la próxima temporada. Aunque su equipo perdió en Melilla, ‘Tuty’ ha empezado el año exhibiéndose y dejando muy buenas vibraciones en una de las pistas más complicadas e históricas de la división de plata del baloncesto español.

Tautvydas firmó su mejor partido de la temporada y fue constantemente un dolor de cabeza para los interiores del Melilla Baloncesto. Jugó 33:41 minutos y aprovechó la ausencia de Richi Guillén para ser el principal protagonista del ataque malacitano: 24 puntos (8/14 en tiros de campo), 7 rebotes, una asistencia y 29 de valoración.

Juega de ala-pívot, mide 2.03 metros y conviene no perderle la pista ya que el 2015 puede ser el año en el que termine de explotar. De momento no había podido comenzar el calendario de mejor forma…

Foto: Federación Española de Baloncesto