Tiene pasado en la Liga Endesa y hace unos meses sonó con fuerza para reforzar el juego interior del Unicaja de Málaga. Estuvo muy cerca de acabar en

Loukas Mavrokefalidis, experimentado interior griego de 31 años y 2.11 metros de altura, ha firmado el partido perfecto en su estreno en la presente edición de la Eurocup. El que fuera jugador del Valencia Basket (año 2007) y FC Barcelona (2013) ha sido el protagonista en la primera jornada de la competición continental, haciendo historia al igualar con 55 de valoración a Priest Lauderdale (2003 con el Lukoil Academic búlgaro) con el récord de valoración en un partido de esta competición.

Lo peor fue la derrota con polémica (le anularon una canasta sobre la bocina en la primera prórroga que hubiese conducido el partido a cinco minutos extra más) por 94-96, pero difícilmente olvidará este día el interior griego, a quien el Panathinaikos decidió no renovar este pasado verano. Loukas hizo de todo y todo lo hizo bien, sumó 42 puntos (12/18 en tiros de campo), 9 rebotes, 4 recuperaciones y recibió 11 faltas personales. Una auténtica barbaridad.

Aquí, la polémica canasta que los árbitros no dieron valida y que hubiera enviado el partido a la segunda prórroga.