Llega la segunda entrega de españoles en la NCAA. Cómo si se tratase del programa ‘Españoles por el Mundo’ Kia en Zona ha querido presentar tanto en el baloncesto masculino como en el femenino a los jugadores/as que han decidido o decidieron marcharse para conseguir un mejor futuro tanto en los deportivo como en lo académico. En el caso del baloncesto femenino ocurre y con mayor presencia. De hecho, este año son varias las que cruzan el charco para embarcarse en la gran liga universitaria de EEUU. Algunas de ellas están entre las futuras estrellas que Amaya Valdemoro analizó en un artículo para Kia en Zona.  Tenemos muchas españolas, repartidas en diferentes años y que os damos a conocer.

South Florida:

SOUTH

Laura Marcos Canedo: De la generación del 94, de Salamanca, afronta su segundo año en la NCAA. Desde la posición de base disfrutó de 20 partidos de titular. Repartió 42 asistencias en total y se espera que este año de un paso hacia adelante tras superar con buena nota su primera temporada.

Ariadna Pujol: De la generación del 95, de Barcelona. Al igual que Laura, afronta su año como sophomore en la NCAA, es decir, segundo curso en la liga universitaria. Disfrutó de mas minutos y partidos que la base. Es una escolta que puede jugar de alero y que el año pasado pisó la pista en 34 partidos. En uno de ellos anotó 20 puntos, siendo esta marca la más alta en su carrera universitaria. Además, fue nombrada como la mejor “freshman”  de la Conferencia Atlética Americana por las victorias conseguidas ante Houston y SMU.

Laia Flores: De la generación del 95, de Barcelona. Nueva compañera para los dos anteriores. Laia debuta este año en la NCAA por lo que será su año freshman. Actúa de base y sigue el mismo camino que Ariadna, deja Barcelona, en este caso el Femení San Adrià, para jugar en esta universidad.

Toledo Rockets: 

toledo

Elena de Alfredo: De la generación del 94, de Madrid, este es su segundo año (sophomore). Es una base salida de Magariños, de la cantera del Estudiantes. Tras una dura lesión decidió embarcarse en esta aventura donde el año pasado debutó. Poco a poco empezó a entrar en el equipo y ganando minutos. Disputó 27 partidos en su año freshman.

Inma Zanoguera:  De la generación del 93, de Mallorca, año Senior, es decir, último año. Evolución brutal en lo físico y en la cancha.  32 partidos en su etapa como junior con una media de 14 puntos y casi 9 rebotes por partido. Ha demostrado esta temporada ser una de las referencias en su equipo de la NCAA. Su velocidad y manejo del balón han convertido a esta alero en una jugadora de presente y futuro para España.

Robert Morris:

MORRIS

Judith Solé: De la generación del 95, de Barcelona, segundo año en esta universidad. Una de las jugadoras españolas más altas de las que cruzaron el charco.  Su 1,90 la hacen ser una de las pocas pívots españolas que juegan en la NCAA. Jugó 14 partidos en su primer año, con una media de 3 minutos. Poco en pista pero suficiente para conocer de cerca la liga donde esta temporada se espera que juegue más minutos.

Rebeca Navarro: De la generación del 95, de Galicia, al igual que su compañera afronta su año como sophomore. Rebeca juega de escolta y al contrario que Judith gozó de más minutos en pista con esta universidad. Ambas disputaron la “March Madness” después de proclamarse campeonas de conferencia (NEC Championschip). En la final, Navarro fue clave con 9 puntos, 2 rebotes y 2 asistencias en 22 minutos.  Además, fue la mejor sexta jugadora de su equipo. Este curso promete aún más y mejor para las dos.

Resto de españolas en otras universidades:

tres

Leticia Romero, Florida State: De la generación del 95, de Gran Canaria, segundo año. Una de las notas negativas porque no la veremos jugar este año al cambiarse de Universidad. Consiguió el transfer de su anterior universidad Kansas pero la ley le impide disputar minutos este año . Según la normativa de la NCAA, pasará un año como Red Shirt por lo que la base canaria entrenará pero no jugará.

Marina Lizarazu, Iona College: De la generación del 95, de Madrid, segundo año. La base nos ha deleitado con grandes jugadas que han ocupado las noticias de los medios. 30 partidos como freshamn. Este año tampoco podrá jugar por el mismo caso que Leticia Romero.

Claudia Quevedo, Radford: De la generación del 96, de las Islas Canarias, freshman. Debuta en la NCAA pero no en suelo estadounidense. Dará el salto hacía la NCAA femenina después de haber triunfado en su primer año lejos del archipiélago. La pasada temporada ha estado jugando con la Rustburg High School, del estado de Virginia, equipo que la jugadora canaria ha guiado con 24 puntos y 6 asistencias por encuentro en la Conferencia 30 de la División 3A. Pincha aquí para saber más de ella.

CUATRO

Irene Garí, Texas El Paso: De la generación del 94, de Valencia, será su tercer año en la NCAA, es decir, Junior. Con amplia experiencia y ya asentada la jugadora quiere seguir creciendo esta temporada.

Ana Carlota Faussurier, Drury: De la generación del 94, de Murcia, segundo año (Div II ). Cambia este año la Universidad de Arkansas por la de Drury. Puede jugar tanto de pívot como de ala-pívot.

Yaiza Rodriguez, Boise State: De la generación del 95, de Barcelona, segundo año. Fue la tercera jugadora que más puntos metió de su equipo y la que más asistencias repartió y rebotes capturó. Su máxima anotación está en 24 puntos.

Laura Quevedo, Miami (Florida) : De la generación del 96, de Madrid, primer año. Escolta que ha ganado hasta el momento la medalla de oro con la U16, la medalla de plata en el Mundial U17 y campeona de Europa con la selección U18. La canterana de Canoe fichó por Rivas Ecópolis y allí jugó tanto Euroliga como Liga Femenina. Ahora, probará en la NCAA.

cuatra

Marina Ruiz, Tennessee Tech: De la generación del 95, de Madrid, primer año. Escolta que ha dejado este año el Estudiantes y da el salto NCAA.

Águeda Trujillo, Idaho: De la generación del 95, de Mallorca, segundo año. La escolta estuvo presente en el March Madness.  Jugó  14 partidos y ganó el título de la Western Athletic Conference.

Sara Zaragoza, Portland Pilots: De la generación del 96, de Madrid, primer año. En el Europeo U20 de Udine ganó la medalla de plata y en el Europeo U18 de Matoshinos en el que se colgó el bronce. Otra que también sale de la cantera del Estudiantes.

Helena Orts, Fairfield University: De la generación del 96, de Barcelona, primer año.  Jugaba en el Sant Adriá y prueba como las Quevedo, Flores y Sara Zaragoza en esta nueva aventura.

DOS

Victoria Viñes, Eckerd Tritons: De la generación del 96, de Gran Canaria, segundo año. Disputó la NCAA II en Eckerd. La ex Gran Canaria 2014 jugó 18.5 minutos con una media de 4.5 puntos y 2.7 rebotes por encuentro.

Crystal Simmons, St. John’s: De la generación del 95, de Madrid, primer año. Aunque su nombre no parezca español esta escolta de 1,78 nació en la capital de España y es considerada una de las jugadoras con más futuro del baloncesto español. Su padre es americano, de New York y su madre es de Cádiz pero ella nació en Madrid. La ESPN la sitúa como la número 24 en el ranking del país de jugadoras en ese puesto.

También otros nombres como Celia García y Eli Lopez que están en la NJCAA y Marta Moix que jugará en NCAA II como Victoria Viñes y Carlota Faussurier.

NOTA: Gracias a Antonio García Tuñas ( ) Luis Javier Benito () por ayudarme a completar el artículo y conocer de manera correcta a cada una de las jugadoras españolas que forman parte de la NCAA.

 

 

 

1 Comentario

Comments are closed.