Durante los partidos de Duke es habitual ver a Coach K gritar a estudiantes. Lo que no suele ser tan normal es que esos estudiantes no sean los que están participando en el partido dentro de la pista.

La situación era la siguiente: la universidad de Duke recibía en su pabellón a los Pittsburgh Panthers. El equipo visitante está entrenado actualmente por Jeff Capel, quien fue jugador de los Duke Blue Devils y entrenador asistente bajo el mando de Coach K, Mike Krzyzewski.

En un momento de la primera mitad, parte de los aficionados locales se pusieron a gritar «Jeff Capel, sit with us» («Jeff Capel, siéntate con nosotros»), un grito que en principio no parecía malintencionado. Pero Coach K no se lo tomó nada bien. Primero mandó callar a la afición desde la distancia, y cuando terminó la primera mitad, se acercó a recriminar a los jóvenes su actitud. 

Después del partido, estando más calmado, Coach K reconoció que quizás se había precipitado porque no había escuchado bien lo que se cantaba, pero que quería proteger a un amigo.

«Sí, no sé si cometí un error, pero nunca había escuchado gritar a una afición el nombre del otro entrenador durante un partido. Ok… tenemos una imagen diferente de lo que estaba pasando. Pensé que era algo personal. Me disculpo con los estudiantes, pero no por el timing. Hace poco hubo una gran pelea. Una vez que escuché que gritaban su nombre no iba a ir a preguntarles ‘por favor, ¿me podéis decir qué es exactamente lo que estábais haciendo?'», explicó Coach K. «Así que eso es error mío, pero prefiero cometer ese error por proteger a mi amigo. Fui al finalizar la primera mitad y lo que les dije es que ‘él es uno de los nuestros. Es uno de los nuestros’. Eso es todo». 

«Mejor hagamos otros cánticos. Como… ‘DEFENSA!’, o… ‘vamos Duke!'», bromeó el entrenador. «Y dejad al otro tipo en paz». 

Después de ver la cara de los estudiantes que estaban recibiendo la bronca… probablemente no vuelvan a abrir la boca.