El base estadounidense de origen taiwanés Jeremy Lin jugará finalmente en China la próxima temporada. No lo hará en Estados Unidos ni en Europa (se habló de una posible oferta del CSKA), sino que da el paso de ir a la liga china, donde le esperan en los Beijing Ducks, según ha confirmado Sportando.

Un nuevo movimiento en una carrera peculiar en la que, con 31 años, se ha quedado sin un sitio de relevancia en Estados Unidos y ha optado por dar el salto a China, donde coincidirá en los Ducks con Ekpe Udoh. Un viaje que Jeremy Lin confirmó que tenía en la cabeza desde hace tiempo y que ahora se ha precipitado: sin grandes ofertas, en China le garantizan más de 3 millones de dólares por el año que ha firmado con los Beijing Ducks.

“Siempre supe que mi viaje de alguna manera u otra finalizaría en China. Mis abuelos son de aquí, todos mis antepasados también lo son y hablo el idioma de manera fluída. Cuando estaba creciendo en Estados Unidos jugando al baloncesto todo lo que se hablaba de mí era que era ‘un chino jugando al baloncesto’. Jamás fui un ‘jugador estadounidense de baloncesto”, dijo Lin en una entrevista.

A finales de julio Jeremy Lin rechazó una supuesta oferta del CSKA, que buscaba referentes exteriores tras la marcha de Sergio Rodríguez y Nando de Colo, y ahora parece dispuesto a aterrizar en China, donde se convertirá de inmediato en uno de los jugadores más mediáticos de la competición.