Después de dos años fuera de la NCAA, Rick Pitino volverá a entrenar en la liga que hizo grande su nombre. Pitino regresa a la NCAA y, según ha confirmado el Panathinaikos, se desvincula del club heleno, incluso en el caso de que regresara la Euroliga. Eso sí, de momento sigue siendo seleccionador de Grecia.

Según diferentes medios estadounidenses, Pitino anunció a los jugadores del Panathinaikos que regresaría a entrenar en la NCAA una vez que terminarse la temporada en la Euroliga… si es que el Coronavirus permite que se termine en la pista. Poco después, la universidad de Iona anunció que Pitino será su entrenador a partir de la próxima temporada. Y ahora el Panathinaikos ha admitido en un comunicado que no volverá.

Debido a la suspensión de las competiciones, Pitino regresó a Estados Unidos hace una semana y se entrevistó con la universidad en los últimos días.

«Mi pasión por el baloncesto empezó en New York y va a terminar ahí mismo, en Iona College», decía Pitino en el comunicado en el que se confirmó su fichaje por Iona. «En Iona voy a trabajar con la misma pasión, hambre y determinación que he tenido durante cuarenta años. Son muy profesionales en cómo dirigen el programa, y esa es una comunidad muy cercana y fuerte. La prioridad ahora es ayudar a los estudiantes en su educación online en medio del coronavirus, y estoy deseando que llegue el día en el que todos nos podamos juntar en el campus y nos pongamos a trabajar». 

En su trayectoria en la liga universitaria Pitino ha llevado a cuatro universidades diferentes al NCAA Tournament. Entre 2001 y 2017 entrenó a Louisville, donde ganó el campeonato en 2013 y se metió en cuatro Final Fours, antes de ser despedido en octubre de 2017 en medio de una investigación del FBI sobre supuestos pagos a estudiantes para que jugaran para la universidad. Hasta ahora Pitino es el único entrenador que perdió su puesto por el escándalo.

Pitino tiene ahora 67 años, y desde su salida ha estado entrenando al Panathinaikos en Grecia. Allí ganó la liga y la copa en la temporada pasada, antes de tener que abandonar el equipo por motivos familiares. En el pasado noviembre regresó al equipo griego, donde ha permanecido hasta que se han parado las competiciones debido a la pandemia. En su cuenta de Twitter agradeció las reacciones de los jugadores y deseaba que se pueda finalizar la Euroliga.