Casademont Zaragoza estará presente en la Liga Femenina 2020-2021. Una noticia importante para el baloncesto aragonés sobre la que comienzan a presentarse las primeras piezas del proyecto. Repasamos los nombres confirmados y los que se postulan para formar parte del equipo.

· La unión del baloncesto en la capital de Aragón: se vinculan Casademont Zaragoza y Stadium Casablanca

El banquillo ya tiene nombre y apellidos

El equipo será dirigido por Carlos Iglesias, un viejo conocido del baloncesto zaragozano en el ámbito masculino y femenino. El técnico aragonés regresa al Casademont Zaragoza tras dos temporadas en las que ha sido el máximo responsable del combinado infantil masculino en la Federación Aragonesa de Baloncesto. Anteriormente, dirigió seis campañas al filial de Casademont Zaragoza, tanto en Liga EBA como en LEB Plata, lugar en el que ayudó al desarrollo de grandes perlas de la cantera del club. Además, Iglesias cuenta con experiencia en otros clubes de la ciudad como Maristas, C.B. Zaragoza, El Olivar, Stadium Casablanca, C.N. Helios o Doctor Azúa y en la propia élite del baloncesto femenino.

Iglesias pasó por el antiguo Mann Filter en su primera temporada en Liga Femenina, en la que logró la permanencia (2000-2001); Rivas Futura, con el que consiguió el ascenso desde Liga Femenina 2 en 2002-2003 y compitió en la elite del baloncesto español la siguiente campaña. De ahí pasó al R.C. Celta Vigourbán los dos siguientes cursos, antes de regresar a Mann Filter Zaragoza (2008-2010), en lo que fue su última experiencia antes de comenzar su andadura en Casademont Zaragoza.

Como segundo entrenador estará presente José Carlos Marcos (Zaragoza, 1993), técnico con experiencia en ese puesto tras ocuparlo durante 3 temporadas en el Mann-Filter Casablanca. Presente también en el cuerpo de entrenadores de la Federación Aragonesa de Baloncesto, Marcos se incorporó a las filas de Casademont Zaragoza el pasado verano como primer entrenador del Infantil A femenino y como ayudante del Olivar de Liga EBA.

Plantilla

Markeisha Gatling: la estadounidense con nacionalidad montenegrina se ha convertido en la primera jugadora de la historia del Casademont Zaragoza. Interior muy grande que supera el 1.95 de estatura. Difícil de mover en la zona, buena pieza para jugar Pick & Roll o al poste bajo. Su doble nacionalidad aporta un valor extra, pues de esta manera Casademont sigue teniendo las plazas extracomunitarias libres. Ha viajado por todo el mundo, tiene experiencia en Estados Unidos o Eurocup y viene de hacer su mejor campaña en Italia, rendimiento que le ha valido una oportunidad en la Liga Femenina Endesa.

Julie Vanloo: base con experiencia y bien conocida por sus torneos internacionales con Bélgica, como el Mundial disputado en España hace dos años. Buena mano exterior, aporta intensidad en pista y puede ser un muy buen complemento a una base más joven. En un contexto en el que encuentre situaciones de tiro cómodas, la belga puede resultar muy eficaz. Llega a la Liga Femenina Endesa tras jugar en Australia y Suecia esta pasada temporada. Así ve Pep Cargol, Director Deportivo del Casademont Zaragoza, la incorporación de Vanloo: «Se trata de una jugadora muy dinámica, con mucha energía en la pista, capacidad de jugar a campo abierto y buenas selecciones a la hora de jugar situaciones de bloqueo directo. Es una gran pasadora. Una incorporación que dotará a nuestro juego de ritmo y energía»

Casademont pisa fuerte en el mercado: Laura Nicholls jugará en Zaragoza

Además, Aina Ayuso, al tener contrato con Stadium Casablanca, tiene muchas papeletas de ser otra de las primeras piezas del proyecto. Y, por descarte, viendo las jugadoras que han confirmado su adiós del Stadium Casablanca, Zoe Hernández se postula como otra de las candidatas para ser parte de la plantilla rojilla 2020-2021. En cualquier caso, toca esperar para ver qué termina cerrando Casademont Zaragoza.