Uno de los mejores de todos los tiempos. Un adelantado a su época. Capaz de hacer cosas de las cinco posiciones, anota 39 puntos, con 7 rebotes, 6 asistencias, 2 tapones y un robo para ganar su segundo campeonato de High School.

Es Oscar Robertson, en 1956. Una pasada el documento, obtenido gracias al canal de Wilt Chamberlain.

Mira cómo ha cambiado el juego en medio siglo… y disfruta del talento de ‘Big O’: