Era uno de los jugadores españoles sin equipo que destacábamos en el artículo publicado hace unos días, pero ya ha encontrado un nuevo destino. Miki Servera se marcha a Alemania y jugará en el White Wings de la ciudad de Hanau, que compite en la segunda categoría del basket germano.

Esta será la segunda aventura internacional para Miki Servera, que el año pasado ya salió de nuestras fronteras y jugó en el Worcester Wolves de la BBL británica.

Este verano Alemania se ha convertido en un destino frecuente para jugadores españoles que marchan a jugar fuera de nuestro baloncesto, con la llegada de jóvenes talentos como Aleix Font (Brose Bamberg) o Sergi García (RASTA). Ahora es este escolta español, de 27 años, el que da el salto al país germano.