Los Warriors renacen. Una y mil veces si hace falta. Golden State ganó en Toronto (105-106) y forzó el sexto partido de las Finales de la NBA, tras un partido espectacular con un final agónico.

El tramo final de encuentro fue trepidante. Kawhi Leonard, que no tuvo un partido acertado en el tiro, se echó el equipo a la espalda y encadenó 10 puntos seguidos para convertir un 93-95 adverso para su equipo… en un 103-97.

Pero entonces aparecieron los Splash Brothers. Klay Thompson anotó dos triples y Stephen Curry otro, para lanzar un 0-9 de parcial en un minuto y medio, que ponía a los Warriors por delante.

Tras varias pérdidas de balón de los Warriors en el minuto final, una por campo atrás de Green y otra por falta en ataque de Cousins, Toronto tuvo el tiro ganador en una última posesión que podía valer un anillo. Golden State evitó que Kawhi pudiera jugársela y el balón acabó llegando a Kyle Lowry

Todo el final, aquí:

Stephen Curry (31 puntos, 8 rebotes y 7 asistencias) y Klay Thompson (26 puntos y 6 rebotes, con 7/13 en triples) fueron los mejores de Golden State, que vio cómo perdían durante el duelo a Durant y Looney por lesión.

En los Raptors, Kawhi Leonard aportó 26 puntos, 12 rebotes y 6 asistencias. Kyle Lowry sumó 18 puntos y 6 asistencias, mientras que Marc Gasol (17 puntos y 8 rebotes) y Serge Ibaka (15 puntos y 6 rebotes) también tuvieron una sólida actuación.

Durant se marchó a vestuarios en el segundo cuarto, en una acción él solo y cuando llevaba 11 puntos en 12 minutos en cancha.

La madrugada del jueves al viernes (03.00 horas) se disputará el sexto encuentro, de vuelta en Oakland.