Tiene una altura impropia para un niño de 15 años y por ello llama tanto la atención.

Robert Bobroczky, el niño rumano de 15 años y 2.29 metros que te hemos presentado en otros artículos, disfruta del baloncesto en las categorías inferiores de la potente Stella Azzurra, academia italiana por donde pasan los jugadores llamados a formar parte de la élite en un futuro cercano.

Estuvo en España jugando con su equipo el torneo de Orotava y gracias al Club Baloncesto Isidro y la excelente labor de ‘Basket Cantera TV’ podemos verle en acción.